martes 23 de abril de 2024
27.5 C
Salta

HUMOR | Llaman al boicot tarifario en las redes sociales

Cada vez son más los grupos de usuarios que reniegan debido al incremento en las boletas de servicios públicos. “Yo no pago un carajo, Salta”; “No se pasen de vivos” y “Chupenla forros”, son tres ejemplos que aglutinan el pensar colectivo en internet.

“Las redes sociales dan para todo, desde vender un par de zapatos que te quedan chicos hasta organizar una marcha masiva para que regulen el precio del locro”, comentó un experto redsocialólogo a este medio. Esto en referencia a los grupos que han surgido particularmente en Fakebook, durante los últimos meses, a raíz de la política del gobierno de Mauricio Macri respecto a las tarifas de servicios tales como la luz, el agua, el gas, e incluso internet y telefonía celular, que según otros expertos consultados: “se fueron al carajo”.

Si tomamos el grupo, creado en marzo pasado, denominado “MMFSMCMLBDLEEOPYNLVAP” -un acrónimo de Mauricio Macri Forro Sorete Mal Cagado Metete La Boleta De Luz En El Orto Porque Yo No La Voy a Pagar- que instaba desde aquella fecha a realizar un boicot que no prosperó demasiado, porque, según aseguran fuentes confiables, les hackearon la cuenta para llenarla de fotos y memes de Maluma, notamos que ya desde principios de año el descontento con los precios de servicios eran parte de la agenda en la web.

A partir de ahí logramos reconocer, tras una ardua tarea y 14 horas encerrados en un ciber que solamente contaba con Windows Vista, una cantidad inusitada de otros grupos, páginas y foros que llaman a la desobediencia civil.

“Yo no pago un carajo, Salta”, tiene alrededor de 5 mil miembros, todos ellos dispuestos a organizarse para dejar de abonar mensualmente los servicios. Conversamos con uno de los administradores que nos comentó: “Un día estaba discutiendo con mi primo de por qué no hacemos algo para que la cosa cambien, porque así no se puede vivir ya hermano. Yo laburo de sol a sol, me rompo el culo trabajando y por culpa de los culiados que nos gobiernan toda la guita se me va en pagar la luz; el mes pasado me llegaron 46 mil pesos de luz, así no se puede vivir, entonces dije, bueno, vamos a hacer algo, se lo dije a mi primo, que es piola el vago, pero medio colgado, por eso le dije bueno, vamos a hacer algo y entonces armamos el grupo, primero sin mucha fe y como para levantar minitas, pero luego vimos que se sumaba más gente y ahora estamos ya planeando un boletazo en la legislatura, vamos a ir, y llevar todas las boletas, y les vamos a prender fuego, así nomás, corta la bocha”.

Hablamos con Felipe Pinga, historiador y sociólogo recibido de la universidad a distancia J.J. López Academy, de Filipinas, quien aventuró un análisis respecto al tema de boicot a los servicios y redes sociales: “El descontento popular ha encontrado siempre las formas de salir a flote mediante expresiones públicas, pensemos en la antigua Roma, cuyos moradores solían llenar las paredes de leyendas en referencia a la labor de sus gobernantes, algo que claramente derivó en lo que ahora vemos en las redes, que son el lugar donde se canalizan las y los reclamos de las y los ciudadanos. Lastimosamente, en el caso concreto del boicot al pago de boletas, puedo decir desde mi experiencia que no estamos aún en condiciones como sociedad para llegar a ello, porque una cosa es insultar al presidente en un foro, o espetar contra las empresas encargadas de brindar el servicio, o incluso proferir amenazas de muerte y empalamiento contra los legisladores corruptos. Y otra es resistirse al amaestramiento del que somos parte y nos han hecho semiconscientes a la hora de ir a pagar un servicio”.

Ante este panorama confuso, poco podemos agregar, salvo que el descontento generalizado avizora únicamente un adelanto en los saqueos, que según dos expertos saqueadores consultados, en lugar de ser diciembre el mes elegido para esta casi tradicional actividad, pasaríamos a tener “una ola de saqueos prematuros, una vez regrese el calor, ya por septiembre u octubre, porque se sabe que con el frío los ánimos dejan de caldearse, además se viene el mundial y no da cortar así el mambo, salvo que quedemos afuera en primera ronda; porque ahí sí que se pudre todo”, aseguraron.

Archivos

Otras noticias