lunes 22 de abril de 2024
18.1 C
Salta

Derechos Humanos repudió la actitud | Vándalos mancharon el Portal de la Memoria

La noticia se conoció anoche y esta mañana hubo convocatoria para restaurar los daños. Fuerte rechazo de la sociedad y organismos de derechos humanos, por segunda vez.

Otra vez los vándalos: tiraron pintura negra sobre el Portal de la Memoria ubicado en el Parque San Martín. El hecho tuvo conocimiento público ayer por la tarde-noche, aunque se presume que lo hicieron el día anterior.

Los sitios que rememoran y reivindican la Memoria, la Verdad y la Justicia representan la historia de nuestro país, que todavía es negada por ciertos sectores. En este caso, fue el turno del Portal de la Memoria, lugar que forma parte de un escenario en el que se recuerda a las víctimas de la última dictadura cívico-militar en Salta. A esa estructura lo complementan los nombres, inmortalizados en los enormes árboles que rodean el predio.

“El odio que emerge en los últimos tiempos hacia la Memoria, la Verdad y la Justicia no hace más que fortalecer nuestra lucha, y así lo vandalicen mil veces, mil veces lo volveremos a pintar” expresaron desde las organizaciones de Derechos Humanos H.I.J.O.S, Lucrecia Barquet y Oscar Smith al conocer la noticia.

Días atrás un episodio similar al que nos ocupa se gestó en el microcentro salteño. Por entonces, la Agrupación Tradicionalista Gauchos de Güemes se autoconvocó para borrar los pañuelos de las Madres y Abuelas de Plaza de Mayo inscriptos en la Plaza que lleva el nombre de uno de los hombres de la Independencia Argentina.

De forma instantánea la sociedad organizó nuevamente la pintada de los pañuelos. Y, luego de ello, a los gauchos contemporáneos se sumaron dos estudiantes de la carrera de Derecho de la Universidad Católica de Salta, quienes decidieron taparlos nuevamente. Agustín Gómez, uno de ellos, intentó justificar su acto vandálico en el “respeto”, al mismo tiempo que reflotaba la Teoría de los Dos Demonios.

La reacción de quienes niegan la parte más oscura de nuestra historia fue parecida pero no la misma. En aquella oportunidad la repercusión fue aún mayor a ésta. Los vándalos llevaban nombre y apellido y no renunciaron nunca a su posición negacionista dando entrevistas, eufóricos, a todo medio que arribó al lugar.

En el caso de las pintadas hechas en el Portal de la Memoria no hay responsables. Sin embargo, las cámaras de seguridad podrían echar luz para dar con las personas que perpetraron el acto vandálico.

“La Memoria no se mancha. No olvidamos. No perdonamos. No nos reconciliamos”, cerró el comunicado de los organismos de Derechos Humanos.

Archivos

Otras noticias