domingo 25 de febrero de 2024
19.8 C
Salta

Política Obrera no se sumará al FIT | «La izquierda en Salta está discutiendo candidaturas y no el desarrollo de las luchas»

El dirigente trotskista Julio Quintana analizó la coyuntura política de la provincia y el papel que juega la izquierda local de cara a las próximas elecciones. Desestimó cordialmente la invitación abierta desde el Partido Socialista de Trabajadores para que junto al PO y el MST vuelvan a convocar la unidad, pero no descartó la participación en las elecciones como un modo de exposición y debate de ideas para el desarrollo de las luchas obreras.

En entrevista con el programa CUARTO OSCURO, y consultado por la invitación que realizaran desde el PTS a Política Obrera a sumarse nuevamente al Frente de Izquierda y Trabajadores Unidad (FIT-U) -así como a los militantes del Nuevo MAS, que ya desde la elección pasada participaron cada quien desde su lado- Quintana respondió que «el hecho de que la izquierda esté discutiendo candidaturas cuando tenemos una crisis social fenomenal, sobre todo en el norte provincial, muestra su desenfoque en relación a los verdaderos problemas de los trabajadores».

Luego, en el aire de radio La Cuerda (FM 104.5), desgranó esa idea señalando que «el proceso electoral está condicionado por esa crisis social puesta en evidencia con el colapso de los servicios públicos», entre los que contó no solo agua y electricidad, sino también salud.

Municipalidad de Salta

«Hay movilizaciones del pueblo trabajador que comienza a buscar una vía que supere a los punteros barriales, a burócratas de sindicatos, etcétera, y desde este punto de vista, la izquierda debería estar empeñada en el triunfo de estas luchas en primer lugar y posteriormente en poder distinguir claramente si la naturaleza, los problemas que plantean estas luchas, tienen un cauce estrictamente electoral o ponen en cuestión al conjunto del régimen político», aclaró Quintana.

En ese mismo contexto, el ex diputado provincial puso como ejemplo la autoconvocatoria y organización del pueblo oranense que se viene manifestando hace meses contra las tarifas de luz. «Cuando un sector de la población toma métodos de lucha como las manifestaciones, cortes de ruta, el gobierno quiere salvar un tarifazo y ha recurrido a una amenaza directa de represión, y se ve que hay una confrontación entre los intereses elementales de los trabajadores y el conjunto del poder político».

Otras noticias