viernes 23 de febrero de 2024
20.9 C
Salta

Altos índices de matrimonio y embarazos infantiles en Salta | Niña wichí lucha por su vida tras perder embarazo

Tiene 13 años, es de la comunidad Pacará del departamento de San Martín y está internada en grave estado en el Hospital de Tartagal. El caso revela algunas de las problemáticas que viven las mujeres salteñas.

Por su edad, la menor podía acceder a la Interrupción Voluntaria del Embarazo con su simple consentimiento. No obstante, el presidente de la comunidad, Enrique Basualdo, afirmó que la niña estaba en pareja con un chico de 16 años. Ese simple dato ya permite hacer blanco en un índice preocupante de la provincia: el de los matrimonios infantiles.

En mayo pasado, la Fundación para el Estudio e Investigación de la Mujer difundió un informe titulado “Previniendo el Matrimonio y las Uniones infantiles: una forma de violencia contra mujeres y niñas en Argentina”. Dicho trabajo muestra una realidad escalofriante: En Salta hay 5.356 menores de 17 años casadas o en convivencia. En el país hay alrededor de 231 mil niñas en igual situación. Las cifras fueron recabadas a partir de octubre de 2019 en base a “los datos del estudio en profundidad de la información del Censo 2010”. El departamento Rivadavia el porcentaje de matrimonio infantil asciende al 9,9%; casi el doble de la media provincial que es del 5,3%. En tanto que el promedio nacional de 4,7%. No obstante, la mayor cantidad de nenas en esta condición se encuentra en el departamento vecino, General San Martín, donde el porcentaje es del 9,5%, señalaba el informe citado.

Municipalidad de Salta

La comunidad a la que pertenece la niña que hoy pelea por su vida es justamente de San Martín. Sobre ella debe decirse que según Santiago Payo – gerente del Hospital de Tartagal – la niña llegó el viernes al nosocomio con episodios de convulsión a raíz de una eclampsia e ingresó directamente al quirófano en donde sufrió un paro cardíaco. Lograron revivirla, pero la niña perdió el embarazo y hoy se encuentra en coma farmacológico. Algunas fuentes hospitalarias señalaron a la sección local del diario Página 12 que la menor contaba con el carnet de control prenatal y venía siendo controlada, pero que “al ser tan chiquita, su cuerpo no está preparado y corre demasiados riesgos en su salud”, indicaron.

Allí debe resaltarse otro aspecto: los muchos informes y testimonios que dan cuenta del embarazo de niñas y adolescentes en la provincia. Uno de los últimos informes oficiales prepandemia contienen datos del año 2017. De acuerdo a las Estadísticas Vitales de 2017 -elaboradas por la Dirección de Estadística e Información de Salud (DEIS)- ese año nacieron 94079 niños producto de embarazos de adolescentes de 10 a 19 años. De ese total, 2493 eran de niñas de entre 10 y 14 años, un 3% más que en el año 2016.

Las cifras de embarazos para el grupo etario de entre 10 y 14 años fue la marca más alta de la década. Fueron nueve las provincias en las que la cantidad bebés nacidos de nenas de 10 a 14 años aumentó de un año al otro: Buenos Aires registró la suba más alta cercana al 53% (de 387 a 591); Corrientes (de 115 a 123, 11%); Chubut (26 a 28, 7,7%), La Rioja (16 a 21, 23,8%), Salta (191 a 192, 0,52%), Santa Cruz (16 a 24, 33%), Santa Fe (244 a 257, 5%), Santiago del Estero (88 a 103, 14,5%) y Tucumán (132 a 137, 3,64%).

Un año después los datos no eran mejores para la provincia. El informe de Natalidad y Mortalidad publicado por el Ministerio de Salud de la Nación en 2018, señaló que en Salta, el 22,3% de los nacimientos corresponden a madres menores de 20 años, el cuarto lugar más alto de Argentina.

La situación no ha mejorado. Claudia Maturana es Jefa de Obstetricia del hospital salteño de Embarcación, informo hace un mes que al menos el 15% de los nacimientos en esa localidad son de madres adolescentes. La profesional dialogó hoy con FM Profesional y relató que a ella le tocó atender embarazos de niñas de 12 años. Contó además que los profesionales del hospital tratan de brindar a las jóvenes madres información acerca de métodos de cuidado, pero explicó que estos deben ser aprobados por el cacique de la comunidad, que generalmente los rechaza. Esto provoca que hoy el 15% de los nacimientos sean de madres adolescentes.

Esto también lleva al punto del caso de la niña de 13 año que hoy lucha por su vida. Según la sección local del diario Página 12, hay versiones que indican que la niña fue informada sobre la posibilidad de realizarse una IVE, pero que no quiso acceder al derecho que es objeto de una importante resistencia por parte de la comunidad. El cacique Basualdo asegura que la niña tuvo una caída y golpeo su panza contra el piso. A su entender, esto provocó la pérdida del bebé.

Otras noticias