Militantes “pro vida” hicieron disturbios para evitar que nena discapacitada violada pueda abortar

Sucedió en la localidad Médano de Oro, en la provincia de San Juan. Denunciaron a los médicos por practicar el aborto, a pesar de estar contemplado en el Código Penal. 

Los médicos del Hospital Rawson, en San Juan, realizaron un aborto a una niña de 14 años con déficit mental que había sido violada. El hecho ocurrió en la localidad Médano de Oro.

Mientras tanto, militantes “pro vida” hicieron disturbios y denunciaron a los profesionales de la salud. Buscaban evitar que se practicara el aborto, a pesar de que el Código Penal Argentino avala su realización en el artículo 86 inciso 2.

San Juan no adhirió al protocolo de Salud de la Nación que explicita la actuación en casos como estos. Por ello, es el primer aborto legal que se practica en la provincia en un embarazo de diez semanas.

Los activistas que se oponen a la legalización del aborto intentaron impedir que la camilla con la menor ingrese a la sala de cirugía, detalla Diario Cuyo. Asimismo llamaron a jueces para que impidan la realización del aborto.

De hecho, un trabajador del hospital denunció a los médicos que accedieron a la práctica y a las autoridades de la institución. La denuncia recayó en el fiscal Daniel Galvani.

A su vez, la familia de la menor hizo la denuncia por violación en el Centro de Abordaje Integral de Niños Víctimas y en el Juzgado de Instrucción. Tras la investigación, un hombre de 32 años llamado Marcelo Villalobo fue apresado por el ataque sexual.