jueves 22 de febrero de 2024
17.5 C
Salta

Travestis y mujeres trans siguen siendo parte de los grupos más violentados y excluidos

Aunque en los últimos años se lograron avances normativos notables, el informe La Revolución de las Mariposas evidencia que el colectivo sufre una vulneración de derechos en todos los ámbitos sociales: la familia, la escuela y el sistema de salud.

Elaborado por varias organizaciones que trabajan en la temática, la última etapa de confección del informe “La Revolución de las Mariposas” se llevó a cabo entre los meses de diciembre de 2016 y marzo de 2017. “Sobre la base de un primer borrador que reunieron los datos obtenidos, las frecuencias, cruces de variables e, incluso, la desgrabación de la presentación antes aludida, se acordó la distribución —en parejas— de la escritura de este libro” dice la publicación que deja en claro que las travestis y mujeres trans siguen siendo parte de los grupos más violentados y excluidos.

Algunos datos lo confirman con creces: en promedio, fallecen a los 35 años (por eso, las travestis y mujeres trans que tienen más de esa edad son consideradas sobrevivientes); la principal causa de muerte es el VIH o enfermedades asociadas como la tuberculosis, neumonía o pulmonía (64%); la segunda causa de muerte son los trans y travestidicios (15%).

En materia educativa, seis de cada 10 abandonan sus estudios secundarios a causa de la discriminación y el 83% fueron víctimas de graves actos de violencia y discriminación policial. La exclusión que sufren desde edades muy tempranas y la imposibilidad de acceder a un empleo formal, provoca que el 70% se vuelque al trabajo sexual como principal medio de subsistencia: casi el 30% comenzó entre los 11 y 13 años; el 46% lo hizo entre los 14 y los 18 y un 24% luego de los 19. De adultas, el 87% dejaría la prostitución si tuviese acceso a otro empleo, pero las puertas se les siguen cerrando.

Otras noticias