viernes 1 de marzo de 2024
20.3 C
Salta

«Se me escapó un cero» | Prolifera una modalidad de estafa virtual en Salta

Ya son varios los casos en los que a través de la venta de productos por una conocida plataforma, los embaucadores captan a sus víctimas. El timo inicia cuando el «comprador» se equivoca y «envía» más dinero desde su cuenta bancaria. 

En una reciente nota publicada por un medio local dan cuenta de la estafa que le hicieron a una mujer de 57 años, quien había ofrecido una cuna por Marketplace, el sitio de comercio electrónico de Facebook. La modalidad, recuerda mucho a otras que ya se anoticiaron recientemente generando grandes perjuicios económicos para las víctimas, porque los malhechores logran acceder a sus cuentas bancarias y así pedir préstamos o realizar compras.

En este caso, la mujer fue embaucada y a su nombre gestionaron un préstamo por 3 millones de pesos. Cuando se contactó el supuesto comprador del producto, le dijo que en lugar de depositarle los 20 mil pesos, se había equivocado y enviado 200 mil. Ahí entra el segundo elemento de la trampa, pues quien dice haberse equivocado también le asegura a la persona que se comunicará un agente del banco para subsanar el error. De esa manera logran acceder a las cuentas bancarias, generalmente a través del código Token, que es el que suele pedir el supuesto agente bancario.

Municipalidad de Salta

Recién una vez que pasaron las horas, la mujer se dio cuenta que haciéndole caso al supuesto gerente, había gestionado un préstamo en el banco por 3 millones de pesos.
Tras la denuncia comenzó a investigar la fiscalía de ciberdelitos.

Otros similares

Llama la atención que cuando estos casos toman estado público, muchas personas reconocen que han sido estafadas, o casi, bajo la misma modalidad. Como ejemplo está la docente, también salteña, que en enero expuso su caso en la prensa nacional. El mismo tenía idénticas características al de la mujer antes señalada: Todo comenzó con la publicación en Facebook donde vendía una practicuna por el valor de 9 mil pesos. Por un supuesto error de transferencia del comprador le dijo que había depositado 900 mil. Esto derivó en todo lo antes relatado: el contacto el agente de banco, la cesión de un código y la posterior deuda contraída que en su caso fueron $3.600.000 y en 60 cuotas.

Otras noticias