jueves 30 de mayo de 2024
18.1 C
Salta

El Casta salteño ataca de nuevo | Vive del Estado desde 1986, estuvo con Menem, Cristina, Massa y ahora con Milei

Juan Carlos Romero aseguró que votará por el candidato libertario en el balotaje. Señaló que hace dos décadas que combate al kirchnerismo, pero lo cierto es que fue aliado de la vicepresidenta y del actual ministro de Economía.

Hijo de gobernador, padre de intendenta, fue gobernador él mismo. Empezó como legislador a mediados de los 80, ahora está en el Congreso Nacional. Estuvo con Menem, Cristina, Macri, Massa y Milei. Si hay alguien a quien el líder de La Libertad Avanza podría definir como «casta», ese es Juan Carlos Romero.

El senador nacional, aliado con el macrismo hace varios años, combatirá a Massa, con quien fue aliado alguna vez. Según informó El Tribuno, el diario de su familia, Romero dijo que votará «en contra del kirchnerismo». Y aclaró: «Como lo hice en los últimos veinte años».

Esto último es cuestionable. En 2007, Romero fue candidato a senador nacional, banca que todavía ocupa, en la boleta de Cristina Fernández de Kirchner, que por entonces buscaba su primer mandato presidencial.

Sin embargo, Romero se las ingenia para caer parado, a pesar de que sus últimos intentos electorales fueron derrota tras derrota. Desde sus intentos para recuperar la gobernación hasta sus intentos de instalar otros candidatos de su mismo espacio.

«Muchas veces dije que con este modelo íbamos camino a ser Venezuela. Lamentablemente ya llegamos», aseguró Romero este lunes en su cuenta de Twitter. Luego, escribió: «Massa dice “el petróleo de los argentinos es de los argentinos”, cuál? el que no hay en las estaciones de servicio?».

Los palos a Massa no son prueba de una postura inclaudicable durante los últimos veinte años. En realidad, hace muchos menos años, en 2013, Romero dialogaba abiertamente con Massa para pensar posibles alianzas.

Romero siempre estuvo acostumbrado a esos saltos. En 2003 acompañó a Carlos Menem en la última fórmula presidencial que integró el riojano. La misma que dio de baja antes del balotaje de ese año y que permitió la llegada de Néstor Kirchner a la Casa Rosada.

Ahora, Romero da indicios de que su voto se irá con los libertarios, como manda el macrismo. Una curiosa vuelta que pega su eterna vida sostenida por el Estado. De ser hijo del gobernador de la democracia salteña a inclinarse por un espacio que simpatiza por los genocidas.

Archivos

Otras noticias