sábado 2 de marzo de 2024
24.8 C
Salta

María Victoria Bonillo | Las mujeres radicales del interior también existen

La creación de la Secretaría de la Mujer en la UCR provoca cruces entre las correligionarias. Una referente del interior que ocupa cargos estratégicos, cuenta las políticas de género que despliegan en Tartagal.

Siguen las repercusiones por la creación de la Secretaría de la Mujer en el seno de esa fuerza. Todas coinciden en lo necesario que resulta un organismo de ese tipo, aunque a la hora de discutir los criterios a seguir para nombrar a la responsable, las coincidencias se evaporan. Sonoros son los ecos de las mujeres capitalinas que exigen que el cargo no quede atado al oficialismo partidario, mientras las voces de quienes en teoría podrían sentirse perjudicadas por ese criterio se reducen a leves susurros y en ello mucho tiene que ver con el hecho de que las mismas provienen del interior, tal como ocurre con el recientemente asumido presidente partidario Mario Mimessi.

Es el caso de María Victoria Bonillo. Se trata de una militante de la que se sabe poco en la ciudad, aunque a fuerza de votos ostenta cargos de los que no muchos radicales pueden presumir: presidente partidaria del Circuito Tartagal y concejal del Concejo Deliberante de esa ciudad en donde la lucha política contra el poderoso Partido de la Victoria es casi cuerpo a cuerpo. Bonillo seguramente siente que el famoso “centralismo” no es propiedad exclusiva de los porteños porque también el salteño de la Capital suele ejercerlo sobre quienes viven en el interior.

Municipalidad de Salta

Por eso CUARTO se contactó con ella quien lejos de querer montarse en una polémica, se esforzó por llevar la charla a dos ejes: la importancia de la Secretaría de la Mujer y el compromiso histórico de su partido con las cuestiones que hoy se identifican con la agenda de género. Sobre el primero de los puntos enfatizó: “Es importante la creación de esta Secretaria, que nos beneficiaría para relacionarnos entre las mujeres radicales y conocer las realidades y necesidades que atravesamos en los diferentes Circuitos que incluyen cuestiones de violencia, trata de personas, la desigualdad de oportunidades en el ámbito laboral, violencia obstetricia y tantos otros temas que como mujeres podemos darle un enfoque que se relaciona con nuestra condición de mujeres y de nuestras vivencias. Creo que todas las radicales salteñas coincidimos en la necesidad de construir desde este espacio que intentamos crear. Sí faltan delinear aspectos porque – quizás – no existe coincidencia en torno a la forma, pero sí hay ganas de trabajar. Con diálogo e intercambio de ideas todo se consigue. Ante todo el respeto y la educación.

¿Cómo definirías al rol que la mujer viene teniendo o tiene en la UCR en Salta?

Las mujeres dentro del radicalismo – a lo largo de la historia – ganaron espacios con su militancia y eso permitió que con los años ese espacio se vaya incrementando. Hoy dentro del Radicalismo Salteño las mujeres ocupan cargos preponderantes; hay distintos circuitos y órganos presididos por mujeres y no por una cuestión de cupo a mi entender. Esas mujeres con su militancia, su capacidad e idoneidad, supieron ocupar estos espacios. Prefiero la palabra ocupar a ganar, porque esto no se trata de una lucha de géneros.

¿Cuál creés que es la labor que debe cumplir una mujer en la política?

Una mujer al igual que el hombre, asume un compromiso y estamos obligadas de igual manera. No se trata de género, se trata de nuestro rol en política, ser personas serias, comprometidas, idóneas, sensibles y hacer nuestro aporte desde un espacio político. Sabemos que nuestro centenario partido. No es improvisado, nos avalan 127 años de historia en donde la mujer tuvo un rol fundamental. El primer proyecto de ley de voto femenino nace del radicalismo, también el cupo femenino, la patria potestad compartida, la equiparación de los hijos extra matrimoniales, divorcio vincular, pensión para concubinos y el primer intento de despenalizar el aborto entre tantas conquistas.

La mujer radical a lo largo de los años demostró y sigue demostrando el fuerte compromiso social que tiene a través de su militancia. Desde el bloque radical hemos trabajado en Tartagal con perspectiva de género, instalando una temática actual, relacionada a la mujer, a su integridad física, psicologica, laboral, social y adhiriéndonos al plan integral de mujeres. Intentando que el municipio de Tartagal empodere a la mujer en cuanto a información, a sitios de contención y ayuda para la mujer víctima de violencia.

Otras noticias