jueves 29 de febrero de 2024
20.3 C
Salta

Catamarca | Los hermanos Barakat de Salta juzgados por tráfico de precursores químicos denunciaron apremios en la cárcel

El juicio se suspendió y se reanudará mañana. Los empresarios sirios que residían en Salvador Mazza están acusados de producir, fabricar y preparar estupefacientes. Un doble asesinato en el año 2010 llevó a sus detenciones en el 2016.

Para ayer, en el Tribunal Oral en lo Criminal Federal de la provincia de Catamarca estaba previsto llevar a cabo una nueva jornada del juicio a los empresarios sirios Barakat Barakat y Fadel Barakat por tráfico de precursores químicos. Sin embargo, la jornada se vio interrumpida por una denuncia presentada por la abogada de los hermanos, que dicen haber sido apremiados durante un incidente en el Servicio Penitenciario de esa provincia.

Según fuentes judiciales, los hermanos Barakat se habrían visto involucrados en un incidente adentro del Penal en el que debieron intervenir las fuerzas de seguridad. Los medios de esa provincia, por su parte, informaron que el presidente del tribunal, Juan Carlos Reynaga, indicó que al no observar falencias en la modalidad de detención de los acusados se denegó el pedido de la abogada de los Barakat quien solicitó que los acusados sean trasladados al Penal de localidad de Güemes (Salta) hasta que se reanude el juicio.

Municipalidad de Salta

La trama que vincula a los empresarios que vivían en Salvador Mazza comenzó el 13 de diciembre del año 2010 con el asesinato de dos septuagenarios en la localidad de Icaño (La Paz): Ángel Chamez e Hiladia Vallejos. Los mismos fueron asesinados a balazos y mientras la policía realizaba peritajes en el domicilio encontraron cajas con grandes cantidades de envases de acetona, manitol, éter sulfúrico, ácido clorhídrico, ácido sulfúrico, amoníaco, lidocaína y otras sustancias, además de tres kilos de cocaína. El lugar era claramente una cocina de cocaína, dato que Mario Alberto Córdoba (34), alias “Kempes”, desconocía cuando asesinó a los ancianos para llevarse elementos de valor.

Esas cajas aportaron datos que permitieron a los investigadores seguir el rastro de la cadena de envíos. Tanto fue así que el 18 de julio de 2016 se realizaron allanamientos en los inmuebles de los hermanos Barakat Barakat y Fadel Barakat en Salvador Mazza. Allí se encontraron toneladas de precursores químicos. Todo era llevado a cabo tras la pantalla de ser vendedores al por mayor de productos farmacéuticos, veterinarios, productos de almacén y supermercados.

Al momento del allanamiento, Barakat Barakat tenía un papel en su poder, con el que encubría su catálogo de precursores con nombres de alimentos comunes: leche en polvo al manitol, azúcar a la lidocaína, harina a la cafeína y maicena al bicarbonato. En declaración indagatoria, Fadel Barakat esgrimió que los 6 mil kilos de bicarbonato que acumulaba eran para ser vendidos al por mayor en Bolivia, ya que es muy común su uso para el “coqueo”.

Pero los cierto es que hoy, los empresarios radicados en Salvador Mazza están acusados del delito de “producción, fabricación, extracción o preparación de estupefacientes agravados por la participación de tres personas organizadas para cometerlo y almacenamiento de materias primas para la fabricación de estupefacientes”, precisa el medio catamarqueño.

Te puede interesar:

https://www.cuarto.com.ar/cuarto/la-ruta-de-la-efedrina-salta-en-catamarca-juzgan-a-dos-empresarios-sirios-de-salvador-mazza/

Otras noticias