sábado 24 de febrero de 2024
21.3 C
Salta

La lista del horror | Uno por uno: los nueve femicidios que conmovieron a Salta durante el 2020

Hoy se presentó el Informe Anual 2020 del Observatorio de Violencia contra las Mujeres. Allí se detalló cada uno de los femicidios que se cometieron en la provincia de Salta en lo que va del año.

El listado de casos fue elaborado por las técnicas del organismo a partir de los datos recolectados del Poder Judicial, Ministerio Público Fiscal y de información recuperada de la prensa. Acá lo reproducimos.

Analía Astorga: según las fuentes consultadas, la muerte violenta de Analía fue resultado de los golpes y disparos que le proporcionó su pareja Jorge Marcelo Amaya en la localidad de Joaquín V. González, Departamento de Anta el día 05 de enero de este año. El cuerpo de Analía fue arrojado por el femicida en la vía pública. En el caso analizado, no dio lugar a la apertura de una causa judicial, en atención a la particularidad de que el homicida falleció posteriormente, como consecuencia de un accidente automovilístico. Por esta particular circunstancia, no prosperó la Investigación Penal Preparatoria, que estaba desarrollando la Fiscalía del lugar, en atención que no existen los requisitos fundamentales para el inicio del accionar de la Justicia, por no existir sujeto sobre el cual puedan aplicarse las leyes penales, que condenan a quien efectúa delitos de este tipo.

Municipalidad de Salta

Paola del Milagro Ávila: El cuerpo de Paola fue encontrado en un descampado en el Barrio Puerto Argentino de la localidad de Salta, cerca de su domicilio, el 17 de enero de 2020. Tenía 35 años, tres hijos y del informe preliminar de autopsia se pudo saber que el deceso fue producido por los numerosos golpes que recibió en rostro y cabeza con elementos contundentes. La fiscal penal N°2 de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas, Dra. María Luján Sodero Calvet imputó a Pablo Guillermo Campos, y a otras tres personas más por el delito de homicidio agravado en virtud de lo dispuesto por el artículo 80 inciso 11, una mujer cuando el hecho sea perpetrado por un hombre y mediare violencia de género (femicidio) y por el inciso 2, agravado por el ensañamiento (…) Según el análisis del caso, se puede advertir que entre Paola Ávila y el autor material del delito no existía una relación interpersonal, sin embargo, con las otras personas detenidas había una relación de familiaridad. Se advierte el ensañamiento como un agravante, entendido como un modo cruel de matar, buscando el dolor y el sufrimiento innecesario de la víctima.

Claudia Roxana Padilla: En fecha 09 de febrero de 2020, Claudia, de 37 años, madre de  hijos, fue encontrada sin vida en su domicilio del Barrio 15 de Septiembre en Salta Capital. Mediante la autopsia se pudo determinar que sufrió una muerte violenta por asfixia mecánica. El fiscal penal Gustavo Torres Rubelt, de la Fiscalía Penal N°1 de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas, imputó a la expareja de Claudia Padilla, por el delito de homicidio condicionado por dos agravantes: por el inciso 1 del Art. 80, en atención al vínculo, por ser en perjuicio de su pareja y por el género, inciso 11. De los antecedentes, se determinó que existían denuncias previas por violencia de género, determinándose un contexto vulnerable y de peligro para Claudia, habiendo siendo condenado en el año 2015 por violencia de género, reiterando denuncias la víctima en el año 2019.

Niña menor de edad. (Femicidio íntimo – vinculado): El 15 de febrero de 2020, un hombre que residía en la localidad de General Mosconi asesinó a su hija de ocho años de edad con un arma de fuego y luego se suicidó. El vehículo donde se encontraban apareció al costado de la Ruta N° 34. La madre ya había denunciado por violencia y por amenazas al progenitor de sus hijas. Él había retirado a la niña para cenar y no la había restituido a su madre como fue acordado. Se encontró en la ruta 34 el auto del homicida, con el cuerpo de él y de su hija sin vida. Este caso, no dio lugar a actuaciones judiciales, en virtud de que el homicida también falleció. La hipótesis que prevalece desde la Fiscalía, en atención a los hechos es que se trataría de un Femicidio Vinculado (Art. 80 inc. 12), buscando el agresor causar un daño transversal a la madre de la niña.

María Eleonor Gine (Femicidio directo – familiar): El 29 de marzo de 2020, una mujer de 70 años de edad fue lesionada por múltiples heridas realizadas con arma blanca en su departamento del centro de la ciudad de Salta que le produjeron su muerte. Por el hecho fueron detenidos su nieto, un amigo de este y una mujer trans. Al momento del hecho, su nieto se encontraba bajo el cuidado de su abuela por encontrarse en rehabilitación por adicción al consumo de estupefacientes. La fiscal penal N°1 de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas en feria extraordinaria, Ana Inés Salinas Odorisio, imputó a las personas acusadas por: “Homicidio agravado por el vínculo, ensañamiento, alevosía, criminis causa y por haber mediado violencia de género, y violación de medidas dispuestas por autoridad competente para impedir la propagación de una epidemia en concurso real (Art. 80 inc. 1, 2, 7 y 11 y art. 205 y 55 del C.P.), el segundo imputado por los delitos de Homicidio agravado por ensañamiento, alevosía y criminis causa y por haber mediado violencia de género y violación de medidas dispuestas por autoridad competente para impedir la propagación de una epidemia en concurso real. En este caso se advierten las siguientes características: la existencia de un vínculo familiar entre uno de los homicidas y la víctima (abuela y nieto), el ensañamiento y extrema crueldad producido al momento de la muerte, en atención a los medios utilizados y el modo en que se ejecutó la muerte, mediante 18 puñaladas, aprovechándose del estado de indefensión de la víctima. El agravante de Criminis Causa, refleja que el móvil para tal conducta delictual era el apoderamiento de una importante suma de dinero, que poseía la víctima.

Rosa del Milagro Sulca (Femicidio directo – sin vínculo): En fecha 28 de abril de 2020, Rosa, de 48 años, docente, se comunicó con el SE 911 alertando que la estaban matando en su domicilio de la ciudad de Salta. Una mujer de 17 años y un hombre de 19 años habían ingresado a su domicilio. La mataron de 17 puñaladas en la parte superior del torso y de las fuentes consultadas, surge que fue en el marco de un robo. En un primer momento, el fiscal penal 3 de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas, el doctor Gustavo Torres Rubelt imputó a los acusados del delito de homicidio criminis causa con alevosía. Posteriormente, la causa quedo con la siguiente calificación provisoria contra tres imputados, el primero por los delitos de Homicidio calificado por alevosía, criminis causa y femicidio. Esta causa trajo aparejada la intervención de la fiscal Verónica Simesen de Bielke y el fiscal Pablo Rivero, de Unidad Fiscal Especial, quienes imputaron preventivamente a distintos funcionarios, por los delitos de incumplimiento de los deberes de funcionario público y abandono de persona seguido de muerte. Consideraron que los imputados omitieron dar cumplimiento a sus distintas obligaciones y eso llevó a la muerte evitable de la docente Rosa del Milagro Sulca.

Plácida Meléndrez Ilafaya (Femicidio directo e íntimo): Plácida, de 42 años de edad, visitó a su pareja la noche del 31 de mayo y en la madrugada del 1 de junio habrían discutido violentamente y su agresor la habría golpeado en la cabeza. Posteriormente, ella se retiró del domicilio y sufrió una caída en la vía pública, la cual fue advertida por otros testigos. Su pareja, Casiano Choque Carrillo, acompañado por vecinos, trasladó a la mujer a su lugar de residencia y se retiró. Según dijo el imputado a una vecina, la mujer durmió toda la mañana, él la encontró sin vida y sobre la cama, cuando fue a buscarla para almorzar, en horas del mediodía. El resultado de la autopsia indica que la muerte fue causada por una hemorragia subdural, producida por cuatro golpes a la altura de la cabeza. El hecho ocurrió en la localidad de Salvador Mazza. La Fiscalía de Graves Atentados contra las Personas de Tartagal, imputó provisionalmente a Casiano Choque Carrillo, de 45 años, por la comisión del delito de homicidio calificado por el vínculo y por violencia de género.

Alicia Mamaní (Femicidio directo e íntimo): En fecha 14 de julio de este año, Alicia Mamaní, de 37 años, fue asesinada por su ex pareja, Antonio Gallo, de 49 años, en la localidad de El Bordo. Tenía cuatro hijos y era trabajadora rural como cosechadora en las fincas de la zona. El agresor era trabajador temporario, se encontraba en el sur, pero tuvo que regresar en el marco de las medidas dispuestas por COVID-19. Si bien no existirían denuncias radicadas por la víctima previamente, dentro de su entorno familiar manifestaron que la misma habría sufrido agresiones por el femicida días anteriores. El hecho fue cometido mediante un puntazo con arma blanca en la zona del cuello de Alicia, lo que provoco su muerte. Posteriormente su ex pareja se dirigió a la comisaría local para confesar lo ocurrido. El fiscal penal 2 de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas de turno, Ramiro Ramos Osorio imputó al agresor por Homicidio calificado por la relación de pareja preexistente y por mediar violencia de género (Art. 80 incs. 1 y 11 del C.P.).

Elvira Sabán (Femicidio directo – familiar): En fecha 29 de septiembre de 2020, Elvira, de 65 años, jubilada, fue encontrada en la vera de la ruta nacional N° 53, sin vida y semienterrada. Por este hecho se encuentran imputados tres hombres quienes habrían concurrido la noche anterior a la casa de la víctima y habían pedido unos sándwiches para comer allí, mientras consumían bebidas alcohólicas. Uno de los agresores era familiar de la víctima. El hecho ocurrió en la localidad de Hickmann, la muerte se produjo por golpes en la vivienda de la víctima y se conoció por la denuncia realizada por su hija. El fiscal penal de la Fiscalía Penal de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas de Tartagal, imputó a Néstor Alan Tobar, alias «Tato»; a Juan Francisco Vera Sánchez, alias «Eri»; y a Cristian Omar Garozzo, como coautores del homicidio agravado por el género y por el concurso premeditado de dos o más personas, en atención al Art. 80 inc. 11 y 6 del Código Penal.

Otras noticias