lunes 26 de febrero de 2024
19.8 C
Salta

Mauricio Varela Marín | Antecedentes del terrateniente uruguayo que desmontó durante la cuarentena en Salta

Greenpeace denunció ayer la deforestación ilegal de 3000 hectáreas en la provincia entre el 15 de marzo y el 15 de junio. El empresario uruguayo de origen español es uno de los señalados. Acá sus antecedentes.

Greenpeace advirtió que desde el comienzo del aislamiento social preventivo y obligatorio, se deforestaron 3 mil hectáreas de bosques nativos en la provincia de Salta y responsabilizó al gobernador Gustavo Sáenz por la ausencia de controles y sanciones.

La organización pudo descubrir que algunos de los empresarios que deforestaron durante la cuarentena son: Ignacio García del Río, presidente de la Sociedad Rural Salteña, (desmontó 135 hectáreas en finca San Francisco); Fernando Fortuny, presidente de Las Lajitas S.A. e integrante del directorio de la Sociedad Rural Salteña (617 hectáreas en Las 86 Leguas); y Bruno Mauricio Varela Marín, empresario ganadero uruguayo que desmontó 351 hectáreas en la finca La Peregrina.

Municipalidad de Salta

Los antecedentes “arboricidas” de Varela Marín son abultados. Según pudo reconstruir CUARTO, Bruno Mauricio Varela Marín es nieto de José Enrique Varela Iglesias, militar español destacado durante el franquismo. Es el representante de una de las empresas (Cresud) que más desmontó en la provincia, arrasando con unas 90 mil hectáreas.

Cresud posee la finca “La Peregrina”, ubicada en el departamento Rivadavia. En su momento fue clasificada en la Categoría II de la Ley de Ordenamiento Territorial – amarillo (no permite desmonte, sí aprovechamiento). Pero, claro, a pedido de su dueño, el gobierno de Urtubey lo autorizó en el año 2014 al cambio de zonificación de gran parte a la Categoría III, para realizar el desmonte de 7.054 hectáreas. A fines de 2018 Varela Marín ya había sido multado por el desmonte ilegal de 540 hectáreas, luego de una denuncia de Greenpeace.

Al comienzo, la finca se llamaba “Los Pozos”. Tenía una superficie de 262 mil hectáreas. Durante el debate de la ley de bosques, Cresud vendió 14.516 hectáreas. En junio de 2007, la empresa informó que “el precio acordado por dicha operación fue de U$D 2.177.431,50; es decir U$D 150 por hectárea, los que fueron abonados por el comprador en forma íntegra al momento de la escritura traslativa de dominio y entrega de posesión. Cabe destacar que la compañía tenía valuado en sus libros la parcela vendida a un valor de U$D 7 por hectárea, es decir que la presen te venta arrojará un resultado de aproximadamente U$D 2,0 millones”.

Otras noticias