miércoles 21 de febrero de 2024
20.3 C
Salta

Hernán Ramírez, chileno en Salta | “Orgulloso de un pueblo que no le teme a nada ni a nadie”

Hernán reside en Salta y dialogó con Cuarto Oscuro en el marco de una movilización de solidaridad con el pueblo chileno. “En medio de la angustia, tengo una alegría grande, porque veo a mi pueblo luchando”, dijo.

En lugar de llamarse al silencio de modo indiferente, los residentes chilenos en Salta se sumaron a sus compatriotas de Mendoza y Buenos Aires y se encuentran planificando actividades para mantener visibilizada la solidaridad internacional con el pueblo chileno.

Ayer hubo una marcha en el centro de la ciudad, desde la cual habló un residente chileno en Salta, Hernán Ramírez, quien dijo que está viendo lo que pasa en su país “con mucho dolor y con mucha angustia, ver que amigos, familiares y compañeros están siendo maltratados, golpeados, es muy angustioso”.

Ramírez desmintió las versiones del oficialismo nacional argentino sobre un armado internacional contra Sebastián Piñera. “Ha sido muy doloroso para el pueblo chileno soportar todas las discriminaciones que hemos tenido por 30 años. Tenemos que pagar todo y no somos dueños de nada, ni de nuestros recursos”.

Para graficar lo arbitrario e inequitativo que es el régimen neoliberal chileno, el residente en Salta indicó que “una profesora que termina trabajando al cumplir 65 cobrando 900 mil pesos chilenos, y al jubilarse pasa a cobrar 150 mil pesos chilenos”, y aseveró que “esto [la revuelta que se viene dando] es una rabia del pueblo en general”.

Ramírez también se refirió a la educación en el vecino país, que es privada, y contó que la comparación con el sistema argentino le llama la atención no sólo a nivel económico sino también a nivel cultural, porque aquí tienen más prestigio los egresados de universidades públicas. “. Para mí es curioso. Acá veo que entre un egresado de la U.N.Sa. y uno de la Universidad Católica tiene más prestigio el de la universidad pública. En Chile pasa exactamente al revés”, señaló.

“La consigna que salió en las calles es ‘que se vayan todos’, la misma que antes se usó acá, porque lo que estamos diciendo es que no queremos que se siga transando a espaldas del pueblo chileno”, comentó el oriundo de la nación trasandina que está viviendo en Salta y cerró deseando “que esa consigna se expanda por cada sector de mi país”.

Otras noticias