lunes 22 de julio de 2024
10.3 C
Salta

Mucho rezo y poca solidaridad | El Arzobispado salteño no quiere renovar contrato a cooperativa y hay empleos en riesgo

Los cooperativistas de la confitería San José luchan en la justicia para quedarse en el local que consideran estratégico y esencial para mantener las fuentes laborales.

La Cooperativa Don José, formada por extrabajadores de la sandwichería San José, enfrenta la posibilidad de tener que abandonar el local -ubicado en pleno centro salteño- donde funciona el negocio hace 29 años si la justicia falla a favor del Arzobispado, dueño del inmueble, que se niega a renovarles el contrato de alquiler.

Los jueces de primera instancia ordenaron la restitución del lugar a la Curia, pero tras una apelación por inconstitucionalidad al atentar contra las fuentes laborales, ahora la Cámara de Apelaciones deberá resolver en instancia final si los cooperativistas pueden continuar en el local ubicado en España al 700.

La sandwichería quebró durante la pandemia y sus trabajadores decidieron hacerse cargo, conformar una cooperativa y afrontar una deuda de 10 millones de pesos que incluye embargos de AFIP, ANSES y Municipalidad. Cumplieron con el pago de alquileres y lograron reinventar el negocio con café, pastelería y panadería, pero necesitan quedarse allí porque lo consideran un lugar estratégico y el «corazón» del emprendimiento.

Según explicó Norma Choqui, presidenta de la cooperativa: «Nada es nuestro, todo está embargado. En estos años logramos sacar el negocio adelante, pero no pudimos comprar todo lo que necesitamos para trabajar. Sin el lugar no somos nada». Y remarcó: «Desde que nos hicimos cargo venimos pagando el alquiler como corresponde».

Los cooperativistas deberán aguardar el fallo de la Cámara de Apelaciones que determinará si pueden seguir explotando comercialmente el negocio en ese lugar. «No podemos pagar una deuda si no podemos trabajar», advirtió Choqui.

Archivos

Otras noticias