Según los datos de la Cámara de Tarjetas de Crédito y Compra dicho fenómeno se debe a las regulaciones financieras sobre el sector.

Durante el  27° Congreso Internacional de Tarjetas de Crédito realizado en Capital Federal, dieron a conocer que entre 2018 y 2019 el caudal de tarjetas a nivel nacional se redujo en un 6%. Es decir, en un año “desaparecieron” cerca de 1 millón de tarjetas.

César Bastien, director ejecutivo  la Cámara de Tarjetas de Crédito y Compra, detalló que “este fenómeno no está relacionado con la situación macroeconómica del último año y la consecuente recesión y caída de consumo, sino con situaciones propias del sector”, sino que en todo caso se debe a “sucesivas malas regulaciones realizadas desde el Estado, que van desde sobrecarga impositiva hasta exigencias operativas excesivas”.

Otro dato importante a la hora de definir esta crisis en las tarjetas de crédito, según los analistas de la Cámara, es que en 2017 hubo una decisión de “forzar la reducción artificial de los aranceles a los niveles más bajos de la región, fuera del contexto macroeconómico e impositivo”, publica BAE Negocios.