«Todos se lavan las manos» | Comunidades salteñas acampan frente al Congreso y denuncian inacción de Nación y Provincia

Se instalaron el viernes en la plaza ubicada junto al palacio legislativo nacional. Exigen que Alberto Fernández los reciba.

Un grupo de representantes de comunidades del norte de nuestra provincia se encuentran acampando en la plaza ubicada frente al Congreso Nacional, en Buenos Aires. Se instalaron allí el viernes pero están en la Capital Federal desde fines de julio, adonde llegaron tras una caminata de veinte días.

Los originarios reclaman una reunión con el presidente Alberto Fernández para poder dar a conocer sus reclamos, que de todas maneras fueron elevados al mandatario a través de un petitorio.

Los representantes de las comunidades aseguran que tanto los gobiernos de Nación como de nuestra provincia «se lavan las manos» y no trabajan para mejorar la calidad de vida de este sector de la población, el más postergado de la sociedad argentina.

“Necesitamos que el Estado nos escuche y garantice nuestras demandas”, dijo el cacique Jorge Altamarino, de la comunidad wichí Loira de Tartagal (Salta) en una conversación con la periodista Laki Quispe del sitio TeleSISA. “Hace muchos años que estamos abandonados por los Estados, muchos hermanos han presentado proyectos y notas en diferentes organismos pero nunca hemos tenido respuesta. Lamentablemente tenemos que salir y tomar estas medidas para reclamar”, agregó.

Según difundió La Izquierda Diario, las demandas incluyen pedidos para solucionar los problemas de pobreza, falta de trabajo y demás penurias.

«La Comisión de Asuntos Indígenas de Salta firmó un acta con nosotros donde se comprometió a atender nuestros reclamos pero no cumplieron ninguno de los puntos», siguió Altamirano, quien agregó que el INAI se reunió con el Instituto Provincial de Pueblos Indígenas de Salta para firmar un programa para la construcción de viviendas. «Pero eso lo arreglaron con los vocales del Ippis y los mismos de siempre quedamos afuera».

«El INAI nunca cambia, hacen convenios con la provincia pero eso a nosotros no nos llega nunca y todos se lavan las manos», siguió.