El ataque de los uniformados fue en contra de ciudadanos argentinos y bolivianos. Todo sucedió en un paso ilegal que da al Barrio Nuevo.

La situación en la frontera entre Argentina y Bolivia es, por lo menos, ríspida. El tráfico no se detiene a pesar de la vigilancia dispuestas semanas atrás. Un nuevo episodio de violencia tuvo lugar este lunes.

Sucedió en la zona de Barrio Nuevo, de Salvador Mazza. Ahí personal de Gendarmería acribilló a personas que se hallaban transportando mercadería de manera ilegal. Medios del norte provincial accedieron al testimonio de uno de los damnificados.

El denunciante que no reveló su identidad por temor a represalias, pero aseguró: “Sabemos que es un riesgo tratar de pasar mercadería, pero la situación está complicada y tenemos que buscarnos la manera de llevar el pan a la casa; más aún que tengo a mi mujer embarazada”.

Además relató: “Cuando estábamos tratando de ingresar, yo ya había visto a los gendarmes recorrer esa zona; así que yo me quedé quieto tomando en cuenta la presencia de estos en lugar; en cambio otro grupo de chicos pasaron de manera descuidada y por la presencia de los uniformados yo no pude alertarles”.

“Entonces, a sólo metros mío, pude ver como esos jóvenes escapaban de los disparos (…) Debido a la adrenalina ellos pensaban que habían salido ilesos, pero cuando se dieron cuenta, al menos tres personas estaban sangrando”, acotó este bagayero.

Luego declaró: “Lo lamentable del hecho, es que veíamos cómo los gendarmes interceptaban a otras personas que estaban pretendiendo ingresar con mercadería y sólo les hablaban, a nosotros directamente nos dispararon (…) Simplemente cargaron y dispararon sin dar previa advertencia”.