Carlos Aguirre murió tras ser herido con un arma blanca en la zona del tórax. Los detenidos fueron a una casa donde se encontraba Aguirre para atacar al dueño de la vivienda que habría mantenido una pelea con uno de los invasores.

Según el sitio web de los fiscales penales de salta, se pudo establecer que los tres hombres ingresaron de forma violenta la noche del domingo a la vivienda de barrio Los Paraísos, donde estaba la víctima junto a otras personas, protagonizaron una gresca, hirieron mortalmente a Aguirre y luego se dieron a la fuga.

El fiscal penal 2 de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas en turno, Ramiro Ramos Ossorio, imputó a Néstor Martín Campero, Rubén Darío Gatti y Miguel Ángel Ocampo, como coautores del delito de homicidio agravado por el concurso premeditado de dos o más personas en perjuicio de Carlos Luis Miguel Aguirre.

En el decreto de imputación se citan los testimonios recogidos. De los mismos se desprendió que la víctima se encontraba en la vivienda junto a otras personas ingiriendo bebidas. En un determinado momento, irrumpieron los acusados con palos y cuchillos y comenzaron a agredir a los presentes. Los investigadores pudieron conocer que el dueño de casa había mantenido una pelea previa con uno de los acusados y éste, molesto, decidió buscar a otras dos personas e irrumpir armados en su vivienda. Como resultado de esto, Aguirre resultó lesionado con un arma blanca en la zona del tórax y falleció horas más tarde en el hospital San Bernardo.

El fiscal Ramos Ossorio solicitó al Juzgado de Garantías en turno que se mantenga la detención de los acusados mientras se cumplen diversas medidas solicitadas para el esclarecimiento del hecho.