“Pronto voy a Salta” | Un lanzado candidato presidencial asegura que “la gente está harta de Macri y Cristina”

Jesús Escobar es neuquino. Fue varias veces diputado en esa provincia por el partido Libres del Sur. Estuvo de recorrida por provincias del Norte Grande y adelantó que tiene programado llegar a Salta para presentar su candidatura.

A un año de las elecciones nacionales que definirán al nuevo presidente de la nación, el muchas veces diputado provincial de la provincia de Neuquén comenzó a recorrer el país para lanzar su candidatura presidencial. La semana pasada recorrió las provincias del Norte Grande en donde protagonizó actos bien concurridos. Hoy dialogó con el programa CUARTO OSCURO (FM La Cuerda 104.5) que le consultó si era presa de un ataque de ansiedad o el precoz lanzamiento respondía a una monitoreada estrategia.

“Tenemos mucha convicción y fracasaron todos. Esa es la convicción por la cual soy candidato a presidente. La gente está harta de Macri, Cristina y Alberto porque hundieron al país. Entonces creo que se abren condiciones excepcionales para que irrumpa una nueva fuerza política que establezca otro rumbo para este país y otro gobierno. Yo voy a gobernar para el pueblo, no como hicieron quienes han estado en los últimos años que gobiernan para los ricos” dijo Jesús Escobar.

Consultado si ese hartazgo se da de bruces al momento de las elecciones cuando las ofertas electorales terminan respondiendo a los liderazgos de los extremos de la grieta, Escobar opinó que ahora se puede agujerear esa realidad. “Voy a ser presidente de la nación. Creo que hay un nuevo tiempo en la Argentina y vamos a ser la gran sorpresa de esta elección. Con un presidente que provenga del interior vamos a hacer una Argentina federal y distinta a las que nos han hecho vivir y nos quieren hacer vivir. Si pensamos un poquito vamos a ver que las dos personas mencionadas son exactamente lo mismo”, sentenció.

Tras su recorrida por provincias del norte y su procedencia patagónica, se le consultó por las diferencias en torno a los tipos de pobreza que asolan en esas regiones. “Tienen las particularidades del contexto. No es lo mismo vivir la pobreza en el sur frío que en el norte caluroso. Hay provincias que pueden tener por coyunturas cierta holgura como e el caso de Neuquén, pero te encontrás con que en el norte las cosas son más baratas – 130 mil pesos la canasta básica total contra los 170 mil en el sur – pero la pobreza es dura en todos lados. El cuadro común con el que me encuentro en todos lados e incluyendo el conurbano bonaerense es que hay un núcleo de personas que viven muy bien y después cordones de pobreza muy extendidos, con una clase media que se va pauperizando, que en lugar de acercarse a los patrones más altos se va mimetizando con los sectores más humildes. Neuquén es un modelo de lo que otros quieren instaurar. Acá tenemos Vaca Muerta que hace años es motor de la economía, que hace meses que se supera a sí misma en la producción de petróleo y sin embargo la pobreza creció el 10% la pobreza. O sea, la concentración de la riqueza se ha consolidado”, concluyó.

Puesto a opinar sobre las potencialidades de Vaca Muerta en términos petroleros y la existencia de recursos naturales como el litio en provincia como Salta, el precandidato presidencial no dudo en resaltar lo estratégico que resultan esas variables para el desarrollo nacional: “nosotros tenemos una enorme ventaja que se nos abre con Vaca Muerta, pero también con el litio, los minerales de la cordillera de Los Andes y también con el campo. El problema es lo que mencione: la riqueza queda en pocas manos y buena parte de nuestros recursos se van al exterior. El desafío que tenemos los argentinos en los próximos 20 años es establecer un modelo económico, político y social mirando hacia adentro. También les pasa a ustedes en Salta. Las principales poleas de la economía no se industrializan en el lugar. Resultado: no tenemos trabajo y nuestros pibes se nos van. Lo que yo voy a hacer es agregar valor a los recursos naturales que tenemos en las provincias. ¿Cómo? Con una fuerte inversión desde el Estado. La plata que se va a EEUU vía FMI tiene que quedar en la Argentina y tambien hay que asegurar seriamente inversión privada”, aseguró.

Consultado sobre cómo lograr eso desde un gobierno central sin colisionar con los gobiernos provinciales que hacen valer sus provincialismos para evitar injerencias de nación en la explotación y administración de los recursos nacionales, Escobar sentencio: “con una manda que me dio mi padre que era hombre del campo y me decía que ‘el paisano en campo ajeno debe andar manso y tranquilo’. El problema que tenemos los provincianos es que siempre vienen de Buenos Aires y nos atoran diciendo cómo tenemos que vivir. Lejos de eso voy a comportarme como un hombre del interior. No hay que imponer y con esa actitud no tengo dudas que podrás sentarte a la mesa con gobernadores, intendentes y con los pueblos para desarrollar una estrategia común”.

Sobre cómo siguen sus recorridos, Escobar adelantó lo siguiente que “pronto voy a Salta. Estoy hablando con mis compañeros de Libres del Sur de allá porque se viene el Mundial y buscamos una fecha entre el 20 de noviembre y 20 de diciembre para poder visitar la provincia”, adelantó.