Aseguran que las panaderías que no pagan impuestos perjudican a miles de trabajadores.

El titular de la Cámara de Industriales Panaderos de Salta, Daniel Romano, pidió mayores controles para detectar panaderías ilegales. Dijo que los locales que no pagan impuestos y venden sus productos más baratos perjudican a más de 2500 trabajadores.

Municipalidad de Salta

Romano dijo que con la inacción oficial “hay un apoyo para la economía informal”. Agregó que con todos los gobiernos hicieron reuniones con funcionarios de Rentas e incluso les acercaron direcciones de panaderías ilegales, pero hasta ahora no han clausurado ninguna.

En FM Profesional, Romano consideró que sin clausuras «le estamos diciendo al que tiene una panadería trucha que siga, que no pasa nada».

El titular de la Cámara también señaló que es necesaria una decisión política para controlar a las empresas que tienen empleados en negro y no pagan impuestos. Dijo que esos locales venden el pan a 70 pesos mientras que las panaderías legales lo venden a 120 y 140.