Necesitan ayuda | Madre e hija salteñas perdieron todo en un incendio

Ambas son discapacitadas. Cómo colaborar.

María Venancio, una mujer salteña que residía en la localidad de El Jardín, en Rosario de la Frontera, perdió todas sus pertenencias tras un incendio que arrasó con la vivienda que alquilaba y donde vidía con su hija.

Tanto María como su hija son discapacitadas. Mientras que la mujer se encuentra en silla de ruedas, la joven tiene síndrome de down.

«Mi nena perdió todas sus cosas de la escuela; cuadernos, mochila y todos los recuerdos de años anteriores», dijo Venancio. Ninguna de las dos estaba en la casa al momento del siniestro, que podría haberse producido por una falla eléctrica.

El Tribuno informó que madre e hija están viviendo temporalmente en la casa de una amiga, algo transitorio.

«Lo que más me urge en estos momentos es una casa, porque no tengo nada. Yo ahora estoy de prestado en la casa de una amiga ya que no tengo dónde vivir y acá tampoco se consigue alquiler».

«La Municipalidad nos colaboró con dos camas, ropa y un poco de mercadería, pero después no tengo más nada», lamentó, la mujer. Para quienes puedan colaborar, se informa que además de una vivienda, María y su hija necesitan una heladera, ropa de cama, mesa, sillas, cocina y sus utensilios, placares y elementos de limpieza y de higiene personal. El número para colaborar es 343-621-0712.

«Al haberme operado del pie, lamentablemente tengo un buen rato de recuperación y estoy sin trabajo. Nosotras en estos momentos estamos sobreviviendo con la pensión de mi nena, por eso nos urge una casa. Desde ya muchas gracias a todos los que nos puedan ayudar», dijo Venancio.