Al compás de la situación económica, hay casi 17 mil puestos laborales menos y pocas expectativas de contrato

Los datos fueron dados a conocer por la cartera que dirige Jorge Triaca; aseguran que hay un clima de incertidumbre.

En sintonía con la actividad económica, la caída del empleo formal se profundiza y alcanza a una pérdida de 15.900 vacantes en mayo. Del total, equivalente a una baja de 0,1%, la mayoría de los puestos de trabajo perdido son en el sector privado con 9.100 (-0,1%), 4.900 menos en la órbita pública (0,2%) y la salida de 2.900 monotributistas sociales (-0,7%).

Son datos que desprenden del Ministerio de Trabajo que conduce Jorge Triaca en base a los datos del SIPA. Los números son los peores comparados mensualmente desde enero de 2016.

La mayor parte de la contracción de empleos corresponde a los monotributistas, le siguen los asalariados del sector privado y en menor medida los autónomos, empleados públicos y monotributistas sociales.

Por su parte, las expectativas de las empresas para contratar empleados cayó a tan sólo 1,1%, el nivel más bajo desde 2014. Así lo considera la Encuesta de Indicadores Laborales de la cartera que maneja Triaca. “Estamos en un contexto de incertidumbre”, confesó José Anchorena, encargado de la Direcciónde Estudios Macroeconómicos y Estadísticas Laborales del organismo.

Si bien sectores como restaurantes y hoteles, comercio y transporte se mantienen estables, la crisis industrial y en la construcción son las que mayormente afectan al interior. De hecho, se estima una fuerte caída tras el recorte a la obra pública por préstamo del FMI.