Por la enfermedad por la que tuvo que suspenderse la exportación de limones a Europa. Desde la Asociación Citrícola del Noroeste Argentino llevarán adelante, junto al Senasa, una etapa de investigación.

La Asociación Citrícola del Noroeste Argentino (Acnoa) anunció mediante un comunicado que se decidió con el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) finalizar las tareas de certificación de exportaciones de frutos frescos de limón de nuestro país de la campaña 2020 con destino a la Unión Europea.

Municipalidad de Salta

“El pasado 1° de julio comenzó la suspensión de manera voluntaria y preventiva por 15 días de las exportaciones de limones a la Unión Europea, como consecuencia de la aparición de mancha negra en los lotes arribados a los diferentes puertos, especialmente en España”, precisó el portal Infobae.

La mancha negra es una enfermedad provocada por un hongo que se manifiesta por manchas de este color en la piel del fruto. “No afecta la inocuidad del mismo para el consumo humano y la Unión Europea tiene exigencias respecto a la misma, dado que la consideran una plaga cuarentenaria por estar ausente en su territorio. Esta plaga está presente en los principales países productores de cítricos del hemisferio sur”, dijeron los especialistas de la Asociación.

La decisión tiene un fuerte impacto, ya que la Argentina es el principal proveedor de limones frescos a la Unión Europea, con una participación total del 25% en dicho mercado, que además es el principal destino de los limones nacionales. De acuerdo a los datos del Indec, el año pasado se exportaron a Europa 126.863 toneladas, que significaron el 54% del total exportado al mundo. Por otro lado, se proyectó que ya ingresaron a la Unión Europea 100 mil toneladas de limón argentino, desde que comenzó la campaña 2020 hasta la fecha.

Teniendo en cuenta que esta situación provocará un fuerte impacto en las divisas que dejarán de ingresar al país, las autoridades de Acnoa llevarán adelante una etapa de investigación para determinar las causas de esta problemática y para eso se trabajará en conjunto con las autoridades sanitarias del Senasa para mantener el mercado europeo.

En medio de la cosecha de limones, las plantaciones se encuentran con óptima calidad, pero se proyecta un 30% menos de producción en la región como consecuencia de las complicaciones climáticas. Según las estimaciones de Acnoa, que con 200 a 250 asociados representa el 95% de la producción de la región, la molienda de limón para la campaña 2019/20 sería de 1,1 millones de toneladas, una caída respecto de 2018, cuando se cosecharon 1,8 millones de toneladas, todo un récord.

El número estimado para esta campaña deja a la producción por debajo de la media que se dio entre 2009 y 2017 que fue de 1,44 millones de toneladas (y cerca del mínimo de 953.000 en 2014), según datos del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación.