Maltrato infantil | Graves denuncias contra los responsables de hogares para niños y adolescentes en Orán

Se trata de los hogares «Mi Pequeño Hogar» y «Don Bosco», fueron los propios menores, apoyados por adultos, que realizaron las denuncias y la justicia ordenó iniciar una investigación. Incluso desde el Concejo Deliberante adelantaron un proyecto para pedir que se despida a los responsables.

En las pasadas horas se conocieron los relatos de menores que asistían a estos hogares que denunciaron maltratos permanentes, encierros, golpes y hasta falta de alimentación por parte de quien sería la persona responsable de estos establecimientos.

Niños, niñas y adolescentes llegan a estos dispositivos para que les brinden contención y acceso a sus derechos básicos, muchos tienen situaciones familiares complejas e incluso padres judicializados.

Nuevo Diario publicó este jueves algunos relatos estremecedores que apuntan contra la encargada de los dispositivos de menores que tendría un vínculo laboral con la Municipalidad de Orán.

Señalan que su nombre es Elisa, y que en distintas ocasiones amenazó a operadoras y chicos para que no la denunciaran. Además detallan que «disponía el trabajo extra e impago de las operadoras y operadores, que si bien tienen un contrato de 30 horas, debían trabajar entre 40 a 52 horas semanales sin recibir remuneración alguna por ello».

Luego enumeran las carencias de todo tipo, desde objetos básicos de higiene, falta de ropa y alimentación deficiente, hasta necesidad de atención médica. «La situación es tan tensa que un chico habría pedido ayuda a los vecinos a gritos y hasta habría existido más de un intento de suicidio», explicaron.

La justicia

La jueza de Familia Nº 2, Ana María Carriquiry, confirmó la existencia de estas denuncias. Explicó a Diario El Oranense que agosto de este año, realizaron una visita a los hogares señalados en un día imprevisto: «fuimos a ver como estaban, si tenían que decirnos algo, y decidimos tomar audiencia en el hogar», señaló la magistrada.

Luego contó que labró un acta donde los niños, adolescentes y hasta una operadora de ambos hogares «expresaron que son víctimas de malos tratos, encierros, falta de comida y varias cuestiones que hicieron que en forma inmediata y antes de realizar ningún oficio, procedí a comunicarme en forma urgente y telefónica con la Secretaría de Primera Infancia en Salta Capital».

A continuación, la jueza puso la situación en conocimiento de la Secretaría de Primera Infancia de Salta Capital, la Delegación de Orán, el Asesor de Incapaces Nº 2, la Asesora de Incapaces Nº1, a la Corte de Justicia de Salta, a la Secretaría de Derechos Humanos y también al Comité contra la Tortura y malos tratos.

Proyecto en el CD

Samuel Huerga, presidente de la comisión de derechos humanos del Concejo Deliberante de Orán, anticipó que en la sesión de este viernes presentará un proyecto de resolución pidiendo la separación del personal jerárquico que esté involucrado en las denuncias.

La separación sería hasta tanto se investiguen los hechos. «No pueden estar a cargo de los niños, posiblemente coaccionando a aquella persona que está denunciada formalmente e incluso con pedido de celeridad de acciones judiciales por parte de la jueza», explicó Huerga a Radio A.