El patrimonio cultural de la localidad corre peligro.

La historia de Cerrillos arrumbada en el rincón de una cocina. El legado cultural de una localidad se resume en una pila de libros mal acomodados, tirados en el primer lugar que había a mano gracias a la decisión de la intendenta, Yolanda Vega, que ordenó desalojar la biblioteca popular José Hernández.

Hugo Rivero, uno de los responsables de la biblioteca, aseguró que debido a la decisión de la intendenta hay veinte mil libros desacomodados y en estado de abandono. «Estaba toda la historia de Cerrillos en apuntes, libros, manuales y carpetas, ahora están literalmente en una cocina tirados, es una vergüenza», dijo.

En Cadena Máxima, Rivero dijo que la intendenta ordenó el desalojo en diciembre pasado. Agregó que se dañó el patrimonio histórico y cultural de la localidad y se afectó a muchas personas que recurrían a la biblioteca. Algunos eran jóvenes estudiantes sin acceso a internet.

«Vamos a informar a la Federación Salteña de Bibliotecas, luego pediremos una aclaratoria a la Municipalidad y tomaremos los recaudos necesarios para que por lo menos recuperemos los libros», dijo Rivero, que anticipó que buscará un nuevo lugar donde montar la biblioteca.