Las motociclistas decomisadas y los motociclistas demorados (Foto: Prensa Policía de Salta)

La policía le aguó la fiesta a unos jóvenes con ansias de velocidad. Los vecinos alertaron de la juntadera.

La tarde del domingo en Las Lajitas algunos vecinos vieron perturbada su siesta. Ello debido al ruido de los motores y escape de un grupo de motociclistas que se dio cita en Avenida Francisco Ferrer. Entonces llamaron a la policía para denunciar tal hecho.

Cuando los uniformados se hicieron presentes en el lugar constataron que había en el lugar una docena de personas “a bordo de motos preparadas con caños de escapes que ocasionaban ruidos molestos”.  Y no sólo eso, sino que los motoqueros estaban “dispuestos a realizar picadas”.

Una vez se dio intervención a Seguridad Vial y Tránsito Municipal efectuaron el decomiso de 9 rodados que carecían de papeles. También quedaron 12 personas demoradas y la paz de la siesta fue reintegrada.