Las dos sentencias del máximo tribunal tienen un fuerte impacto político contra Cambiemos y Alternativa Federal.

Se terminó la incertidumbre: la Corte Suprema de Justicia decidió pronunciarse en contra de las re-reeleciones que buscaban los gobernadores de La Rioja y Río Negro. De esta manera, Sergio Casas y Alberto Weretilneck no podrán competir para renovar su mandato al frente de sus provincias.

A través de dos sentencias separadas, la CSJN agitó el tablero electoral, pese a que Casas había anunciado ayer el retiro de su postulación ante el inminente fallo no favorable. El máximo tribunal interpretó que las constituciones provinciales de ambas jurisdicciones les impiden presentarse por un nuevo período y que, no obstante, deben dejar pasar 4 años para volver a competir por un lugar en los Ejecutivos.

La re-reelección de Casas fue rechazada por unanimidad; mientras que la de Weretilneck sumó las firmas de Ricardo Lorenzetti, Carlos Maqueda y Horacio Rosatti. En tanto que Carlos Rosenkrantz y Elena Highto9n de Nolasco votaron a favor, en una clara sintonía con el gobierno nacional que apoyaba al actual mandatario rionegrino.

De esta manera, los opositores de ambas provincias se entusiasman con mejorar su posición de cara a los próximos comicios: el peronista Martín Soria en Río Negro y el radical Julio Martínez en La Rioja.