El campamento del EPP.

Las menores, de 11 años, fueron víctimas de un operativo militar contra el EPP, una organización guerrillera.

En los días pasados el gobierno de Miguel Abdo Benítez ejecutó un operativo militar en contra del Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) en el actuó la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC) de las Fuerzas Armadas.

“Luego de un enfrentamiento, dos integrantes de este grupo armado han sido abatidos”, escribió el presidente en Twitter. Horas más tarde se supo que dos menores de edad también habían fallecido tras esta incursión militar paraguaya en la zona de Yby Yaú, Concepción. Genoveva Oviedo Brítez, hermana de uno de los líderes del EPP, publicó en Facebook los documentos de identidad de las niñas que el gobierno presentó como “abatidas”.

La familia de las menores negó que las niñas fueran parte del EPP. Alegaron que las asesinó el Ejército. La web Territorio publicó fotos de los cuerpos de ambas donde se las puede ver con uniformes militares. Según Oviedo Brítez, luego de asesinarlas el ejército las vistió de esa manera para disimular un enfrentamiento que no existió.

Al respecto, la Cancillería argentina emitió un comunicado bajo el título: “El Gobierno argentino demanda al Gobierno paraguayo el esclarecimiento y la identificación de responsables por la muerte de dos ciudadanas argentinas de once años de edad”. En el mismo piden que se explique lo sucedido el pasado 2 de septiembre. Señalan incluso que la Fiscalía Antisecuestros paraguaya atribuyó edades de adolescentes a las niñas argentinas (15 y 17 años). “No es posible aceptar que no hayan advertido, quienes fueron testigos de los hechos acontecidos, la escasa edad de las niñas”.

La edad de las niñas pudo ser constatada luego de que autoridades paraguayas solicitaran cooperación argentina ante la imposibilidad de identificar a las víctimas. Ahí cruzaron datos dactilares y se dieron con que las menores eran de nacionalidad argentina, nacidas el 29 de octubre de 2008 y el 5 de febrero de 2009, por tanto ambas de once de años de edad.

Más adelante explicitan el rechazo a lo expresado por el General paraguayo Héctor Grau, quien como Comandante de la FTC aseguró que Argentina se ha convertido en una “guardería de soldados del Ejército del Pueblo Paraguayo”.