Gustavo Solis.

El denunciado es Gustavo Solís, jefe comunal de Rosario de la Frontera. El denunciante es el diputado Gustavo Orosco, quien aseguró que el informe de la Auditoría General de la Provincia comprueba sus dichos.

El diputado por Rosario de la Frontera, Gustavo Orosco, acusó al intendente de esa ciudad, Gustavo Solís, por un supuesto robo millonario con facturas mellizas y aseguró que la Auditoría General de la Provincia comprobó cada uno de los hechos que denunció y descubrió nuevos casos.

“Tengo un CD que marca muchas irregularidades. Por ejemplo, han utilizado una boleta para justificar dos contratos distintos: una boleta que usaron para justificar un gasto de $941 y otra boleta por un gasto de $201. Fueron tan burros que estos delitos son propios de los contadores”, dijo el legislador en la víspera de presentar el caso ante sus pares.

En ese sentido apuntó directamente contra el intendente Solís porque “cada contrato está firmado por el Intendente, por su hermana Carolina, que era la secretaria de Hacienda, y por el secretario de Gobierno. Los pagos eran hechos por su tesorera”, advirtió.

Según Orosco, el caso ya fue denunciado penalmente tiempo atrás e incluso en el fuero federal. Además, resaltó que otro de los organismos que alerta sobre la situación fue a la Auditoría General de la Provincia. El diputado afirmó que ya se entrevistó con el titular del organismo, Gustavo Ferraris, a quien felicitó porque “todo lo que hemos denunciado va a quedar confirmado cuando la Auditoría publique el informe final sobre los hechos. A ellos se agregaron otros que descubrió la Auditoría, los felicito porque hicieron un trabajo importante”, aseveró.