Gustavo Farquharson.

Siguen las repercusiones por los dichoss del diputado que en su programa televisivo negó la posibilidad de sentir orgullo por ser gay. Al respecto se expresó el delegado del INADI en Salta.

Andrés Suriani no deja de cosechar repudios por la referencia que hizo en su programa a lo sucedido el martes pasado en la Cámara de Diputados de Salta, donde legisladores hicieron uso de la palabra para celebrar y congratular el día del orgullo LGBT en el segmento de homenajes. El legislador salteño habló de lo sucedido en Córdoba, donde la bandera LGBT fue izada y luego arriada por los opositores a la diversidad. “Ante esa realidad y hablar tantos diputados del orgullo gay… yo creo que uno no se pone orgulloso de ser hombre o de ser mujer, me parece que somos orgullosos de ser argentinos y la bandera que tenemos”, comentó.

El representante salteño del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (INADI), Gustavo Farquharson, en el programa televisivo “Media Noche” no dudó en repudiar tales dichos. “El diputado Suriani debería saber que el colectivo no busca reemplazar la bandera argentina por la bandera de colores; lo que busca es visibilizar la lucha que ellos llevan adelante por más derechos e igualdad. Tampoco buscan reemplazar el vocabulario ni el idioma. Por eso todos los años salen orgullosamente a las calles a demandar esos derechos por ser un colectivo históricamente vulnerado. Se trata [el Día del Orgullo cada 28 de junio] de una fecha muy importante para ellos y para todos los que deseamos ampliar derechos. Por lo tanto, debería haber más respeto por parte de un diputado que representando al conjunto de los salteño, se ensaña con un sector tan o más argentinos que Suriani”, remarcó.

La referencia de Faequarson al “idioma”, se relacionaba con otra de las expresiones de Suriani cuando dijo: “Se imaginan si viviera el general Perón ¿qué haría cuando nos están deconstruyendo nuestro lenguaje, nuestro idioma y trabajan para el enemigo? Y no se dan cuenta los progres, por izquierda y por derecha, los liberales y los progres zurdos, que muchos nos gobiernan, son parte de ese nuevo globalismo, parecen empleados de Bill Gates y Rockefeller”.

Nota relacionada:

Andrés Suriani: “Si viviera Perón ¿qué haría cuando viera que nos están deconstruyendo nuestro lenguaje?”