Este martes, los trabajadores del azúcar volverán a marchar por las calles de la ciudad

Mariano Cuenca. Foto: El Tribuno

Concentrarán a las 17 en San Martín y Buenos Aires. Se dirigirán hacia la Legislatura para continuar con el pedido de expropiación del Ingenio San Isidro.

Este martes 10 de abril, los trabajadores del azúcar volverán a marchar por las calles de la ciudad de Salta para exigir nuevamente la expropiación del Ingenio San Isidro y proteger las fuentes laborales y a las miles de familias que dependen de ellas. A las 17 horas concentrarán en la esquina de San Martín y Buenos Aires. Desde allí partirán hacia la Legislatura provincial.

Mariano Cuenca, secretario general del Sindicato de Obreros y Empleados del Azúcar San Isidro (SOEASI), destacó el apoyo que recibió el pedido de expropiación de parte de organizaciones sociales y ciudadanos. “Centrales obreras, agrupaciones estudiantiles, movimientos sociales, organismos defensores de los derechos humanos, partidos políticos y representantes eclesiásticos se han pronunciado ya públicamente en favor de la defensa de las fuentes de trabajo y el reinicio inmediato de las actividades productivas”, dijo, y agregó que “la unidad de toda la comunidad es imprescindible para que los legisladores y el gobernador actúen en función de los intereses de sus representados que los eligieron precisamente para resguardar el bien común”.

La Iglesia, con los trabajadores

El sábado, la Iglesia católica salteña se sumó al reclamo obrero durante la misa celebrada tras la peregrinación realizada por diferentes organizaciones. La movilización se trasladó desde el Templete de San Cayetano hasta la Catedral de nuestra ciudad para pedir por tierra, techo y trabajo.

“Actualmente la Iglesia está donde tiene que estar, junto a los más vulnerables, que somos los trabajadores, y a todos aquellos que fueron expulsados mediante despidos y cierre de empresas, de la economía formal y la producción y hoy se organizan en los movimientos sociales”, opinó Cuenca.