En Tucumán siguen los pasos de Salta y presentan un amparo contra la educación religiosa en escuelas públicas

La acción fue encabezada por un grupo de padres que recurrió a la Justicia para que la enseñanza religiosa deje de enseñarse en horarios de clase. Como los salteños lo hicieron con éxito, argumentan que es discriminatorio.

Con la mirada puesta en el antecedente aportado por la Corte Suprema de Justicia nacional que en el año 2017 prohibió la enseñanza religiosa en las escuelas públicas salteñas; padres y representantes de partidos de izquierda presentaron un recurso de amparo ante la Justicia provincial tucumana para que se deje de enseñar religión en las escuelas públicas locales.

«Hay una discriminación bastante flagrante con respecto a los niños que no profesan ningún culto o hacia los niños que profesan un culto distinto”, es uno de los argumentos fuertes de la presentación. “Tucumán y Catamarca son las únicas provincias del país donde se enseña religión católica apostólica romana en las escuelas públicas. Hace poco, en Salta, un fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación definió inconstitucional la imposición de religión como materia obligatoria en horario escolar”, explicó Lita Alberstein, una de las impulsoras del amparo.