El lanzamiento estuvo encabezado por la subsecretaria de Medicina Social del Ministerio de Salud Pública, Marisa Álvarez. Éste año se hará hincapié en la lactancia materna.

La funcionaria destacó que “convocamos como todos los años a los referentes de todas las áreas operativas, para desarrollar las estrategias de abordaje y atención que se llevarán a cabo durante esta temporada estival”. También resaltó que “este año entre los lineamientos proyectados, se hará hincapié en la lactancia materna fortaleciendo el rol del sistema sanitario que debe estar presente cuando surge algún inconveniente para que un niño reciba la leche de su madre, creando espacios de contención y demostrando a la población los beneficios que conlleva el amamantar a un bebé”.

En la ocasión, el nivel central de la cartera sanitaria puso en común con gerentes, jefes de enfermería y vigilantes epidemiológicos, los lineamientos de la campaña centrados fundamentalmente en la no interrupción de la lactancia materna, funcionamiento de Unidades de Rehidratación Oral Comunitaria (UROC), el ABC de la rehidratación, vigilancia epidemiológica, control de vectores e inmunización.

También se presentaron diversos estamentos normativos, como Epidemiología, Atención Primaria de la Salud (APS), Enfermería, Inmunizaciones, Salud Materno Infanto Juvenil, Farmacia, Nutrición, Promoción de la Salud, Salud del Adulto Mayor, etc.

En este marco, se puso énfasis en la importancia de promover la lactancia materna y no interrumpirla en esta época, ya que la leche de la madre provee defensas al lactante frente al riesgo de enfermedades.

Otros aspectos fundamentales son la correcta higiene de manos, el eficaz funcionamiento de la estrategia asistencial de las UROC, el tratamiento sanitario de excretas y basura, la vigilancia de enfermedades transmitidas por mosquitos y las medidas de prevención en general, en las que la comunidad debe involucrarse en el autocuidado para fortalecer la tarea del equipo de salud.