viernes 27 de enero de 2023
23.7 C
Salta

En la Patagonia | Salta colaboró en la investigación de un femicidio que dio un sorpresivo giro

El Ministerio Público Fiscal participó en el caso de Agustina Fernández, asesinada el 2 de julio en Cipolletti, Río Negro.

El Ministerio Público Fiscal de Salta participó de la investigación del femicidio de Agustina Fernández (19), ocurrido el 2 de julio pasado en la localidad de Cipolletti, en la provincia de Río Negro.

El ministerio salteño colaboró con su par de Río Negro y con el de Neuquén. Se investigaron líneas telefónicas en actividad en la zona donde se produjo el ataque a Agustina. El trabajo generó un volantazo seis meses después de ocurrido.

Este jueves, Pablo Parra, inquilino de la casa donde mataron a Agustina y última persona que la vio con vida, fue imputado por el femicidio a partir de las nuevas pericias en la investigación.

TN informó que el hombre, trabajador petrolero de la zona, halló a la estudiante de medicina herida de gravedad en el departamento que él mismo alquilaba y dio aviso a las autoridades. Si bien formaba parte de una de las líneas de investigación, Parra nunca había sido vinculado directamente con el crimen.

Desde las 6 de la mañana de este jueves, la Fiscalía encabezó sendos allanamientos en el domicilio donde vive el imputado y en el que residen sus padres. Parra fue detenido y se espera que en las próximas horas se realice la audiencia de formulación de cargos.

La detención de Parra representa un verdadero giro en la causa, dado que en la escena del crimen se habían hallado rastros genéticos de un hombre y resultó negativa la comparación con el perfil genético del ahora acusado. El estudio, cuyo resultado fue difundido el 4 de agosto, era la última novedad significativa del caso hasta hoy.

Otras noticias