Macri durante la presentación de su primer gabinete tras ganar las elecciones en 2015.

El presidente hablaba de trabajar en equipo y con «honestidad».

El 2 de diciembre de 2015 Mauricio Macri presentaba su gabinete. Una de las frases pronunciadas durante aquella jornada pasó a la historia.

«Este es el mejor equipo posible de los últimos cincuenta años. Se trata de gente valiosa, argentinos comprometidos, con trayectoria y buenas intenciones», decía Macri, rodeado de sus funcionarios.

El entonces presidente electo aseguraba que les había pedido a sus funcionarios «dedicación, coordinación, trabajo en equipo, comunicar bien y honestidad».

La nómina completa de ministros estaba conformada por Rogelio Frigerio (designado en Interior), Patricia Bullrich (Seguridad), Jorge Lemus (Salud), Julio Martínez (Defensa), Germán Garavano (Justicia), Carolina Stanley (Desarrollo Social), Sergio Bergman (Medio Ambiente), Ricardo Buryaile (Agricultura), Pablo Avelluto (Cultura), Esteban Bullrich (Educación), Francisco Cabrera (Desarrollo Productivo), Susana Malcorra (Cancillería), Oscar Aguad (Telecomunicaciones), Jorge Triaca (Trabajo), Andrés Ibarra (Modernización), Juan Aranguren (Energía), Alfonso Prat-Gay (Hacienda) y Lino Barañao (Ciencia y Tecnología).

Cuatro años después, la mayoría de aquel gabinete no sigue en funciones y varios ministerios dejaron de existir y pasaron a ser secretarías.

En lo económico la cosa tampoco anduvo bien. La gestión del «mejor equipo» provocó una gigantesca crisis económica.