El gobernador de Córdoba puso paños fríos a la consigna “Urtubey presidente”  

La pulseada en el peronismo no tiene tregua y alcanza al peronismo amigable. El cordobés Juan Schiaretti pidió no “hablar de candidaturas” luego de la movida que hace un par de semanas protagonizaran algunos gobernadores impulsando a Urtubey.

Así lo reveló el diario Clarín al analizar las internas en el fragmentado justicialismo nacional. En ese marco y resaltando que en las últimas semanas hubo fuertes señales que parecieron empujar la candidatura de Urtubey que no reniega ni en público ni en privado de su ambición presidencial. El diario nacional hacía referencia a los gestos y declaraciones de dos gobernadores que iban en esa dirección: la del sanjuanino Sergio Uñac y la fueguina Rosana Bertone.

“El que salió a cortar la bola que había empezado a rodar fue el cordobés Juan Schiaretti, el más influyente de los mandatarios peronistas, quien recomendó no apresurar candidaturas y privilegiar la construcción política”, reseñó una nota publicada hoy por Clarín que precisó que el “propósito es que hacia finales de año se vayan decantando las posibles candidaturas para 2019”. De todos modos, la misma fuente aclaró que los amigos de Urtubey dicen que el salteño va a esperar a que termine el Mundial de fútbol y no más que eso para lanzar su candidatura.

Como ya se sabe, también el kirchnerismo puja por ese lugar. Allí se encuadran los ultra K con La Cámpora como emblema, los sindicatos kirchneristas de la CTA y hasta Hugo Moyano como aliado, aunque sabe cuánto pueda durar este romance inesperado crecido a la sombra de los apremios judiciales del jefe camionero. Como variante de ese espacio también se encuentran cristinistas más moderados quienes buscan atraer a antiguos kirchneristas con los que pueden embozar su deseo urgente de terminar con Macri a como dé lugar.

El otro sector es el de los intendentes bonaerenses que encabezados por Gustavo Menéndez y Fernando Gray tomaron el mando en el PJ provincial. Están decididos a jugar un papel como polo de poder en el peronismo, pero a la vez se los nota necesitados de encontrar cobijo en alguna referencia nacional, por lo que se anotan en todo encuentro peronista que se organice. Así Menéndez, que estuvo en San Luis en el acto K de marzo pasado, estará también mañana con Pichetto en Gualeguaychu.