La selección realizó un gran partido y sorprendió al equipo que llegaba como favorito para ganar el torneo.

El conjunto dirigido por Sergio Hernández superó al conjunto europeo y está entre los cuatro mejores equipos del mundo: Luis Scola fue el goleador del partido con 20 puntos. Además, Facundo Campazzo terminó con 18 puntos, 12 asistencias y 6 rebotes.

Argentina deberá jugar el próximo viernes con el vencedor del duelo que disputarán el Estados Unidos y Francia, mientras que por la otra llave estarán los duelos de España-Polonia y República Checa-Australia.