Dólar imparable | Ya superó los $21 y el Banco Central no encuentra rumbo

A pesar de la suba en la tasa de interés, el dólar trepó 66 centavos en un día. Las monedas de la región también sufren pérdidas, a causa del mercado internacional.

Si bien el titular del Banco Central de la República Argentina, Federico Sturzenegger, aplicó una suba en las tasas de interés para “controlar” al dólar días atrás, no tuvo éxito.  A contramano de las expectativas, el dólar trepó 66 centavos y el BCRA tuvo que vender 504,5 millones de pesos para evitar mayores subas.

El dólar minorista aumentó un 2,6 por ciento en un día y ya acumula un alza del 15 por ciento en lo que va de 2018, llegando a un promedio de $21,52 por divisa estadounidense. Por su parte, el tipo de cambio en el mercado mayorista llegó hasta los $21,20 por dólar.

“La suba de tasa del viernes no alcanzó a contener la presión sobre el tipo de cambio principalmente porque, además de los factores internos que están afectando las decisiones de cartera de los inversores, también tenemos que sumarle cuestiones internacionales vinculadas a la suba de la tasa de interés de EE.UU y a la dinámica que está tomando el propio dólar como moneda de referencia en el mundo contra el resto de los tipos de cambio más importantes, comentó Nery Persichini, Gerente de Inversiones de GMA Capital, a BAE Negocios.

En lo que va del año el peso argentino depreció su valor en un 13,7%, mientras que su precio subió, desde abril hasta la fecha, un 5,2 por ciento.

Por otro lado, la moneda brasileña sufrió una constante pérdida desde abril a la fecha en el orden del 7 por ciento. El miércoles el real se ubicó a 3,55 unidades por cada dólar.

El peso mexicano, no obstante, cerró en 19,09 unidades por dólar, lo cual refleja una devaluación de 0,7% o 14 centavos respecto al martes. Y en lo que va del año, la moneda azteca perdió un valor del 5,2 por ciento aproximadamente.

El dólar sigue subiendo y el peso argentino pierde volumen en el día a día. Las monedas de la región también sufren una depreciación que tiene que ver con el mercado internacional, aunque no sean estos los únicos factores. La política monetaria del Gobierno Nacional no hace mella y golpea de lleno en el bolsillo de la gente.