Diego Maita | «Queremos volver a clases presenciales pero con todos los protocolos de bioseguridad»

Diego Maita, secretario general de ADIUNSa.

Ante la aprobación del retorno a las clases presenciales, el secretario general de ADIUNSa se refirió a las condiciones en las que se halla para este regreso la principal casa de estudios de la provincia de Salta.

En las pasadas horas se conoció que el Ministerio de Educación de la Nación dio luz verde a las universidades nacionales para el regreso plenamente presencial a las aulas. Al respecto, en el programa radial CUARTO OSCURO, Diego Maita comentó la notica puede resultar un tanto sorpresiva; pero a pesar de ello no esperan que impacte de manera negativa.

«Es inesperado. Salió ayer en un acta en una comisión que hay de medio ambiente y de trabajo a nivel nacional, donde se establece cómo sería todo esto en las universidades; pero no está firmada todavía», señaló el secretario general de ADIUNSa.

Maita señaló que lo que se conoce es la decisión administrativa dada por el gobierno, pero que «tira la pelota a las universidades y a las provincias, con lo cual entramos en una cuestión rara de las autonomías universitarias». Ello en cuanto a que serán las casas de estudio quienes decidan el regreso o no a las aulas, pero también dependerá de los gobiernos provinciales y de sus órganos ministeriales.

«Lamento decir que esto también obedece a un contexto electoral en donde se trata de forzar un cambio de humor en todos los temas posibles y a cualquier costo», apuntó el entrevistado. En ese sentido auguró que al menos en Salta, «no habrán grandes cambios». Luego comentó que ya hay algunas actividades que se realizan en el campus, que se han ido permitiendo en este último tiempo con todos los cuidados y protocolos. «Hay una vuelta que es gradual», señaló.

Volver o no volver

Entre las razones para que las universidades sean las últimas instituciones en retomar las actividades presenciales, Maita comentó que se venían incumpliendo las normas de higiene y seguridad requeridas. Algo que desde el gremio docente reclamaron durante los meses anteriores y a lo largo de la pandemia. De todas maneras, aclaró que la decisión que tome la UNSa y sus autoridades no tiene en cuenta lo que se propone desde ADIUNSa.

«Hay todo un censo que se debe hacer y no sé si está hecho, sobre la cantidad de alumnos por aula, la matrícula, las materias, las aulas. Porque si planteamos el regreso a las aulas como era antes vamos a meter 300 en un aula que es para 200, que es lo que venía pasando. Porque incluso antes del covid la UNSa no respetaba las reglas que ya existían por temas de seguridad en el aforo de las aulas», se lamentó Maita.

«Nosotros queremos volver a clases presenciales pero con todos los protocolos de bioseguridad, para eso tenemos que resolver el tema de los espacios y la dedicación. Porque hay una sola aula para 400 personas en la UNSa, y hay materias que tienen 500 o 600 alumnos a la vez que tienen equipos docentes reducidos; entonces tienen que dar tres, cuatro o cinco clases teóricas pero se les paga para que den una o dos. Todo esto lo sabe la conducción universitaria, quizás por eso hay silencios por parte del rector», apuntó Maita.