Todo cierra | Quienes denuncian a la médica tartagalense tienen el mismo abogado que el médico acusado de pedir sexo a cambio de hacer abortos

Hospital Juan Domingo Perón, Tartagal.

En Tartagal denunciaron a una médica por realizar un aborto en una mujer de 21 años. Poco tardó en conocerse que  el abogado patrocinante de tal denuncia es el mismo que meses atrás defendió al médico que se hizo conocido por extorsionar mujeres y abusar de una menor.

En las últimas horas el caso de la médica salteña denunciada por realizarle un aborto legal a una mujer de 21 años que tenía 22 semanas de gestación, tuvo eco nacional. La Red Profesionales de la Salud por el Derecho a Decidir de la provincia de Salta denunció la persecución judicial. Incluso repudiaron el pedido del fiscal penal de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas de Tartagal, Gonzalo Ariel Vega, quien requirió al juez de Garantías Fernando Mariscal Astigueta la detención de la profesional.

La denuncia llegó de parte de los familiares de la chica, puntualmente de una tía, quienes acusaron que antes del procedimiento la joven habría manifestado que se había arrepentido de someterse a la intervención. Todo esto habría sido caldeado por algunos concejales y otros sectores conservadores. Para sumar un poco más de claridad a este panorama, también se conoció que esta médica ahora cuestionada, es la única que no es objetora de conciencia en Tartagal.

Andrés Rambert Ríos es el abogado patrocinante de los denunciantes. Su nombre vincula con otro médico en Tartagal que meses atrás fue noticia. Desde la Red señalaron que es el mismo que “defiende al médico Marcelo Cornejo”, quien “se encuentra imputado en una causa penal por abuso a una menor en ejercicio de su función como ginecólogo, siendo nuestra compañera la que lo denunció de oficio”, apuntaron en un comunicado.

Recordemos que en mayo de este año la fiscala penal de Violencia Familiar y de Género de Tartagal, María Lorena Martínez, imputó al médico Marcelo Gustavo Cornejo, de 64 años, acusado del delito de abuso. Esa causa derivó de una serie de denuncias contra el galeno, entre ellas mujeres que lo señalaron por pedir sexo a cambio de hacerles un aborto. Lo curiosos del caso es que Cornejo estaba dentro de la lista de objetores de conciencia. A pesar de ello, otra era la realidad en su consultorio privado. Pero la imputación se realizaba por un hecho que tuvo lugar a mediados de 2020: Cornejo atendió y revisó físicamente en su consultorio privado a una adolescente de 15 años que estaba cursando un embarazo. Ahí, abusó de ella. La muchacha le contó esto a otra médica, quien realizó la denuncia contra Cornejo, que se consiguió como abogado a de Andrés Rambert Ríos. La médica denunciante en aquella ocasión, es la que ahora está del otro lado, es la denunciada y el abogado de quienes la denuncian es, nada más y nada menos, que Rambert Ríos.