Foto: Nuevo Diario.

Los intendentes de Quijano y La Caldera no permitieron el ingreso.

Los salteños que llegaron desde el exterior no pudieron ir a todos los destinos donde se había programado que hicieran la cuarentena. Los intendentes de Campo Quijano y La Caldera rechazaron a los grupos de personas que debían instalarse en esas localidades.

Según informó Nuevo Diario, la situación se da en un marco de acusaciones de los intendentes contra el gobierno provincial. Diego Sumbay, jefe municipal de La Caldeara, y Carlos Folloni, de Quijano, coincidieron en que ningún funcionario del Comité Provincial de Emergencia se comunicó para coordinar el arribo de los pasajeros.

«Desde el Comité de Emergencia nadie me informó nada. No me tienen que pedir permiso, pero por respeto llamarme para coordinar. Ni la ministra de Salud ni del Gobierno se comunicaron», dijo Folloni.

«Hay situaciones en donde no hay que pedir autorizaciones a los municipios», respondió Matías Posadas, secretario General de la Gobernación.