El Centro Regional de Hemoterapia ya cuenta con autorización del Ministerio de Salud de la Nación para utilizar plasma de pacientes recuperados de COVID-19 para tratar a nuevos.

La directora de la institución en Salta, Betina Saracino, informó por FM Profesional que ya cuentan con tres pacientes que aceptaron ser donantes. La profesional explicó que para realizar el procedimiento primero se descarta que los donantes tengan enfermedades que se puedan transmitir por sangre y además se registra el dosaje de anticuerpos COVID-19. También explico que según e peso de cada paciente, se pueden extraer unos 600 mililitros de plasma que se dividen en tres bolsitas de 200 ml, es decir que con cada paciente recuperado se puede ayudar a tres enfermos.

Saracino afirmó que por lo general solo se necesita una transfusión, aunque en caso de que no haya mejoría, se puede aplicar una segunda vez.

Por otro lado, indicó que la Ley Nacional de Donación de sangre prohíbe su comercialización, por lo tanto, la donación de plasma no tendrá costo alguno. De todas maneras, aclaró que su bien la donación es gratuita para el paciente, el Centro de Hemoterapia eroga un gasto importante ya que para una sola extracción se necesitan 30 mil pesos para la compra de material descartable y otros miles para reactivos.