Tras la media sanción del proyecto de Ley de Solidaridad Social, el presidente anunció que ampliará las sesiones extraordinarias del Congreso para tratar un proyecto que derogue las jubilaciones de privilegio.

A través de su cuenta de Twitter, Alberto Fernández celebró esta tarde la media sanción que la Cámara de Diputados de la Nación dio al proyecto de Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva y destacó que «de ese modo, hemos dado un paso para acotar el aumento de tarifas del gas y de la luz, ofrecer planes de regularización impositiva para las PyMES y atender la emergencia sanitaria».

En los mensajes siguientes, el presidente escribió: «Todo ello se inscribe en un nuevo marco económico que empezamos a diseñar garantizando el trabajo con la doble indemnización en caso de despido sin causa y los alimentos a quienes hoy padecen hambre», y aseguró que «Durante los próximos 180 días, fijaremos el modo de actualización de las jubilaciones. Hasta entonces, estableceremos incrementos trimestrales preservando que no se sigan deteriorando los ingresos de nuestros adultos mayores. Ya hemos ido en auxilio de los que perciben la jubilación mínima, ofreciendo un ingreso adicional de 10.000 pesos totales que percibirán en dos cuotas en diciembre y en enero».

El mandatario cerró la serie de mensajes anunciando que ampliará las sesiones extraordinarias en el Congreso de la Nación con el fin de tratar un proyecto de ley que ponga fin a las jubilaciones de privilegio que perciben ex funcionarios públicos. «Para poder salir de la emergencia económica y social en la que estamos, vamos a trabajar para construir una sociedad que iguale las oportunidades de todas y todos. Debemos esforzarnos para ayudar a poner de pie a esta Argentina que tanto amamos», finalizó.