“Circunstancias extraordinarias requieren medidas extraordinarias” | El salteño Lucas Godoy apoyó el Impuesto a la Renta Inesperada

El proyecto busca gravar ganancias por encima de los $1000 millones que las grandes empresas obtuvieron como consecuencia de la guerra entre Rusia y Ucrania.

El diputado nacional Lucas Godoy confirmó que el proyecto de ley para gravar la “renta inesperada” de las grandes empresas ingresará al Congreso de la Nación por la Cámara de Diputados. “Me parece muy positivo debatir la redistribución de la riqueza como ya lo hicimos con el Aporte Extraordinario cobrado a las Grandes Fortunas y como se está haciendo en otros países y en organismos internacionales” planteó y explicó que “las circunstancias extraordinarias obligan a tomar medidas extraordinarias y es razonable capturar parte de la renta adicional que tuvieron algunas empresas por la guerra (la invasión de Rusia a Ucrania que provocó un aumento de los precios) porque cuando esas mismas empresas estuvieron en riesgo por la pandemia de Covid-19 el Estado salió a su rescate con el ATP (Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción) con el esfuerzo de todos los argentinos”.

En declaraciones al programa “Cuarto Oscuro” de FM La Cuerda 104.5, el congresista consideró que “el proyecto no contempla una doble imposición como casi seguro alegarán los empresarios sino un incremento en la alícuota del Impuesto a las Ganancias para un sector específico” y destacó que “es un proyecto progresista porque afecta a quienes más tienen y más ganan, en este caso a unas muy pocas y muy grandes empresas que tuvieron ganancias superiores a $1.000 millones, y no a la mayoría de la población”.

Finalmente, Godoy reconoció que el resultado del debate y de la votación todavía es imprevisible. “El Congreso tiene una composición dada por las últimas elecciones, de mucha paridad y con importantes sectores de derecha, así que habrá que conversar y discutir porque con la voluntad del gobierno y del oficialismo no será suficiente” explicó el diputado nacional y advirtió que por ahora la aprobación de la ley “no está fácil”.