Lugar donde hallaron los cuerpos de Luján y Yanina.

Las mismas se dan en el marco de la causa cuya carátula indica la “muerte dudosa” de ambas adolescentes, ocurrida en julio de 2012.

Uno de los casos no resueltos que más ruido hacen en la población: la muerte de estas adolescentes salteñas que en una primera instancia fue señalada como un doble pacto suicida, algo que levantó sospechas desde el inicio de la investigación tanto por la celeridad con la que se determinaron las causas del deceso como la inoperancia con la que se hicieron las primeras pericias.

Casi cinco años después, todavía hay familiares de las fallecidas que piden se investigue a fondo y se de justicia. Cabe recordar que en febrero de 2014 la causa fue archivada. A pesar de ello la jueza Mónica Mukdsi ordenó proseguir con la investigación en la causa.

Precisamente es esta jueza, vocal de la Sala VI del Tribunal de Juicio con competencia en Transición, quien ahora ordenó que el próximo viernes 16 de agosto se realice una inspección ocular en el marco de la causa caratulada “Muerte dudosa en perjuicio de Yanina Nuesch y María Luján Peñalva”.

Dicha inspección apunta a revisar el recorrido realizado por las personas que hicieron el rastrillaje en 2012. Tomarán fotografías y captarán imágenes en video. Esta medida fue solicitada por la querella. Además la jueza Mudski ordenó que se realice una pericia sobre el teléfono de Luján Peñalva. En este punto la intervención del CIF será clave, pues deberá “designar un perito que, utilizando una herramienta forense, proceda a realizar distintas diligencias y se informe la existencia de datos de geoposicionamiento en el período comprendido entre los días sábado 14 de julio de 2012 al 16 de julio de 2012. También se requerirá a la empresa telefónica Personal los datos de GPRS de la misma línea”, informaron desde la justicia.

Otra de las pericias tecnológicas requeridas por la jueza apunta al ordenador de Yanina Nüesch. Particularmente se rastreará información en la CPU del aparato. Para ello el Ministerio Público Fiscal designará un perito que realice las distintas operaciones.