El reclamo apunta a empresarios que cuentan con la complicidad del organismo. Señalan que a pesar de poner en riesgo la salud de sus empleados, no son sancionados, como sucede con los pobladores que incumplen las normas.

Una nota publicada en la web La Crítica de Cafayate da cuenta de una seria de irregularidades en cuanto al control que realiza el COE municipal en la tierra del sol y del vino.

Municipalidad de Salta

Detallan por ejemplo que este organismo diferencia entre “ciudadanos de primera y de segunda”. Ello a raíz de las multas que hasta ahora deberán pagar 180 cafayateños que infringieron las normas de la cuarentena. Algo que no sucede en el caso de empresarios vitivinícolas y gente ligada a la política.

En la publicación dan el ejemplo de un empresario de Finca Quara que se encuentra aislado junto a 4 empleados de la bodega. Todos con síntomas de Covid-19. “La polémica surge porque el COE no se anima a paralizar las labores en la finca”, señalan.

Más adelante indican que sería el abogado de este empresario quien “presiona y el COE Municipal se lava las manos”. Asimismo declaran que tras analizar el cruce de notas remitidas entre el apoderado de la bodega y el COE, queda claro “cuál es la posición de la empresa, seguir trabajando ignorando los riesgos”.

“Mientras que Vargas, Almeda y la Fiscal remiten una nota deslindando responsabilidades en la empresa infiriendo que intervenir en la situación significaría una saturación del sistema y gastos innecesarios”, asegura el medio cafayateño apuntando contra el intendente, demás autoridades del COE e incluso la fiscal de Cafayate, Sandra Rojas.

Entre otras irregularidades aseguran que si bien se sanciona a los ciudadanos de a pie, no sucede lo mismo con “los mismos integrantes del Coe que organizan reuniones sociales, funcionarios que organizan eventos en la misma plaza principal, que realizan viajes tanto dentro como fuera de la provincia con probada circulación comunitaria o como en este caso, poderosos empresarios vitivinícolas que aun dando positivo tienen garantizadas algunas contemplaciones”.