Guido Sandleris

Cumplirá sus funciones hasta el 9 de diciembre próximo. Como su posible reemplazante se mencionó a Miguel Ángel Pesce.

En septiembre de 2018 renunciaba Luis Caputo y asumía Guido Sandleris como máxima autoridad del Banco Central de la República Argentina. Poco más de un año después, mediante una carta elevada al todavía presidente Mauricio Macri, Sandleris anunció su inminente renuncia.

En una conferencia de prensa realizada horas atrás, el presidente del banco saliente aseguró que “una de las frustraciones es no haber logrado alcanzar un consenso acerca de cómo construir una moneda sana”. Asimismo, dejó un consejo para su sucesor: “Con el FMI hay que tener paciencia, es muy burocrático”.

Sandleris, en la nota elevada a Macri, consideró que la renuncia allana el camino para que le presidente (Alberto Fernández) cuando asuma tenga absoluta libertad” y prometió que contará con su total colaboración en la transición.

“Estamos atravesando un momento difícil, con recesión y una inflación muy alta”, remarcó y sostuvo que hubo una “variedad de razones por la que la política monetaria implementada no fue exitosa”.

“Tuvimos que introducir el control de cambios en el marco de una gran incertidumbre política”, consideró y afirmó que ese esquema “cumplió y está cumpliendo su función”.

El reemplazante

Sandleris cumplirá funciones hasta el 9 de diciembre, y ya se barajan nombres en su reemplazo. Uno de ellos, casi confirmado por el entorno de Alberto Fernández, es Miguel Ángel Pesce, un economista, egresado de la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad de Buenos Aires, con una larga experiencia en la gestión pública.

Pesce se desempeñó como vicepresidente de la más alta autoridad monetaria durante más de una década e inclusive llegó a presidir interinamente el BCRA.