Argentina, Uruguay, Paraguay y Chile quieren ser sedes del Mundial de la FIFA en 2030

En un acto con representantes de los cuatro países se firmó un acta de constitución de la Corporación Juntos 2030 para avanzar en la candidatura de la copa del mundo.

El Gobierno argentino, representado por el ministro de Turismo y Deporte, Matías Lammens, suscribió este viernes junto a autoridades de Uruguay, Paraguay y Chile el acta de constitución de la Corporación Juntos 2030 para avanzar en la candidatura del Mundial de la FIFA ese año.

La creación del organismo se decidió en el Estadio Nacional de Santiago de Chile y contó con la presencia de las máximas autoridades del Deporte de los cuatro países y del presidente de la Asociación Nacional de Fútbol Profesional del país trasandino, Pablo Milad.

La incorporación de Argentina al proyecto había sido autorizada el jueves por el presidente Alberto Fernández mediante un decreto publicado en el Boletín Oficial.

Entre sus considerandos, la norma expresó que «las presentaciones conjuntas de sedes permiten distribuir los costos y riesgos del evento entre los países miembros, mejorando el atractivo turístico y deportivo de dicho acontecimiento al presentar una oferta más amplia que también favorece la integración regional y la cooperación entre naciones para futuros proyectos».

La idea de una candidatura conjunto para el Mundial 2030 surgió inicialmente de Uruguay y Argentina, que fueron los finalistas de la primera Copa de la FIFA celebrada en 1930 en Montevideo.

En la puja por la organización de esa emblemática edición, los países sudamericanos deberán competir con España y Portugal, que recientemente también manifestaron la intención de sumar a Ucrania a su candidatura.

La definición de la sede del Mundial 2030 se producirá en el 74° Congreso de la FIFA a celebrarse en 2024, dos años antes de la cita Estados Unidos-México-Canadá 2026.