El dirigente habló de los jóvenes legisladores que emergieron en las elecciones del 2019. Señaló que se lanzan a debates superficiales y tratan leyes que no le sirven a la gente y tampoco al gobernador Sáenz al que responden.

En una larga charla que mantuvo con el programa Cuarto Oscuro (FM La Cuerda 104.5), el experimentado legislador fue consultado sobre el desenvolvimiento de muchos legisladores del oficialismo que prometieron prestigiar a la política, pero quedaron atados a escándalos empresariales, hechos de contrabando y la discusión de leyes inocuas.

Municipalidad de Salta

“Es increíble. Ahora se denuncian entre ellos. Un miembro de su mismo bloque puso como ejemplo de lo que no se debe hacer a dos diputados de su mismo bloque”, dijo Godoy en referencia a los dichos del diputado Daniel Sansone el martes pasado. Y es que a la hora de defender el proyecto de “Ficha Limpia” manifestó que la misma podría evitar que diputados que emiten cheques sin fondos – por Omar Exeni – o contrabandean coca – por José Rodríguez – formen parte de la cámara.

Consultado sobre cómo se hace para que personajes reñidos hasta con la ley pierdan el protagonismo que tuvieron en el año 2019, Godoy dijo que “no es fácil. Pero sí se ve en el accionar de ellos los malos resultados. Las leyes que están sacando son todas superfluas, que no tiene ningún sentido. No le sirven ni a Gustavo Sáenz para un mejor manejo de la situación, ni a la gente que es lo más importante. Desde la oposición le aprobamos las leyes importantes, pero la de estos legisladores no sirven porque carecen de inventiva. Discuten por discutir lo mismo, por proyecciones personales, piden autocríticas, o dicen que están hartos, que ‘acá venimos nosotros que somos jóvenes’. Esté bien, pero ya está. Ya entraron y ya tiene uno o dos años menos de juventud y espero que ahora tengan una mirada diferente con los proyectos”, declaro.

Finalmente recordó que en el país y en la provincia la educación es clave en la formación de la juventud y que eso no está funcionando. “Todos los ministros de educación de las provincias son claves para que esto no funcione. El ministro de educación de la provincia, Matías Canepa, e incluso el de la nación, Nicolás Trotta, no han sido capaces de crear un protocolo para que funcionen las clases con diez chicos por día y el maestro que vaya una hora. Ni una inventiva, ni una idea. Y me parece que no hay nada más perjudicial para este mundo de la política y las sociedades que la educación, el trabajo y la lectura. Entonces bueno, vos tenés esta cámara que discute no se qué. Hoy creo que se discute más los problemas internos de los bloques oficialistas como consecuencia de que hay muchos candidatos, muchos que se creen amparados por el oficialismo y llega el momento de las elecciones y comienzan a sentirse desamparados”, finalizó.